Reportaje:MINORÍAS

La muerte de Gaspar García se coció en El Vacie

La muerte de Gaspar García se coció en El Vacie. Gaspar García iba al volante de su coche, el domingo 8 de enero, camino del hospital Virgen del Rocío de Sevilla, donde trabajaba como celador. Un día más. Le quedaban pocos. Dos meses. La jubilación estaba a la vuelta de la esquina. Había cumplido 64 años y confiaba en disfrutar su merecido descanso en la localidad de Coria del Río, cerca de donde vive su hija. Pero el destino, en forma de una niña de siete años, le tenía reservado un final trágico.