El duque de Palestina

El millonario Munib al Masri es una institución en su tierra Desde su imponente mansión en Nablus, lucha por el proceso de paz entre israelíes y palestinos Acompañó el ataúd de Arafat, con quien compartió una gran amistad, y se codea con dirigentes de todo el mundo