Italia recupera el trono mundial del vino

La producción de este caldo aumenta un 2% en 2015 gracias a la calidad de las vendimias

Un trabajador cuida las uvas de un viñedo de la Bodega Altar, en Colchagua (Chile) .
Un trabajador cuida las uvas de un viñedo de la Bodega Altar, en Colchagua (Chile) .Getty

A diferencia de otros productos, la Organización Mundial de la Salud (OMS), sí aconseja el consumo moderado de vino. Concretamente recomienda no superar los dos vasos diarios de este caldo, un artículo presente en toda mesa que se precie. El consumidor tendrá donde elegir si atendemos a su producción mundial, que para 2015 se estima en 275,7 millones de hectólitros según un informe publicado este miércoles por la Organización Internacional del Vino (UIV). El aumento, del 2% respecto a 2014, se debe a la buena salud de las vendimias. Entre todos los países sobresale Italia, que con 48,9 millones de hectólitros vuelve a ser el principal productor del mundo, superando a Francia (cae al segundo puesto) y España.

Más información
España lidera el comercio mundial del vino aunque reduce sus ingresos
De vinos por el mundo
Cómo puede un vino de 8 euros ser mejor que uno de 1.000
Diez buenos vinos que cuestan entre 3 y 5 euros
El mejor vino del mundo

"El problema no es quién produce más vino, sino quién lo vende mejor", asegura Carlo Flamini, director del Corriere Vinicolo, la revista que cada 15 días publica la Unión Italiana del Vino (UIV). Flamini no se muestra especialmente entusiasmado con las cifras porque reconoce que lo importante es "que crezca la exportación exterior y el consumo doméstico". Los datos que maneja su organización son positivos para Italia, cuyas exportaciones son cada año entre un 5 y un 10% mejores que el anterior.

El auge vinícola italiano se produce gracias a la explosión del mercado en Reino Unido y EE UU, donde el consumo de los vinos espumosos y frizzantes (los llamados prosecco, similares al cava) se han triplicado en los últimos cinco años, resalta Flamini. "Produzcas lo que produzcas, el objetivo es venderlo bien", subraya. El dirigente de la UIV pone como ejemplo el caso español, que en 2013 aumentó notablemente su producción y "acabó vendiendo el litro de vino a 30 céntimos".

Desde entonces en España la producción ha sido descendente. Ahora ocupa el tercer puesto entre los países productores, con 36,6 millones de hectólitros según las estimaciones de la OIV. Por delante, solo la reina Italia y Francia (47,4 millones de hectólitros), que aunque aumenta su producción respecto a 2014, este año cae a la segunda posición del sector.

"Francia exporta la mitad que Italia, pero consigue el doble de dinero por su producto. Los vinos Borgoña y Champagne elevan la media del precio. Además, a los países a los que exporta, como China u Hong Kong, pagan bien. Italia, sin embargo, no está presente en el mercado emergente", sostiene Flamini. Según el dirigente de la asociación vinícola italiana, el sector da trabajo a un millón de personas y factura 11.000 millones de euros en el país, de los cuales cinco millones provienen de las exportaciones (a lo que se dedica la mitad de la producción). "Los italianos tenemos un consumo alto de vino, en España sin embargo es más bajo y se exporta en gran medida". Tanto que en 2014 se convirtió en el líder mundial en las exportaciones de vino, aunque no en ganancias, ya que el precio medio de venta por litro es inferior a la de otros países.

Labores de la vendimia en Aldeanueva de Ebro (La Rioja), el pasado 31 de agosto.
Labores de la vendimia en Aldeanueva de Ebro (La Rioja), el pasado 31 de agosto.Raquel Manzanares (EFE)

Tras España, como cuarto productor mundial y primero entre países no europeos, aparece EE UU, con una previsión de 22,1 millones de hectólitros para 2015. El sector vinícola sigue creciendo en el país norteamericano, que registra un rendimiento regular de sus viñedos (en torno a los 20 MHl) por décimo año consecutivo. En quinto lugar, como el año anterior, aparece Argentina, a pesar de que su producción se reduce en casi 2 millones de hectólitros. Los caldos de este país del cono sur superan los 13,3 MHl, una cifra ligeramente superior a sus vecinos de Chile, que con 12,8 MHl, y tras un aumento considerable (su récord de producción), consigue alcanzar la sexta posición, por la novena que ocupó en el ránking de 2014. Australia (7º), Sudáfrica (8º), China (9º) y Alemania (10º) cierran este particular top ten.

La agenda de Cinco Días

Las citas económicas más importantes del día, con las claves y el contexto para entender su alcance.
RECÍBELO EN TU CORREO

Regístrate gratis para seguir leyendo

Normas

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS