Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra
OPINIÓN i

Curar en situación de emergencia

El equipo técnico de respuesta a emergencias de la Cooperación Española se despliega estos días por primera vez para atender a los afectados por el ciclón Idai en Mozambique

Varios pacientes esperan a ser atendidos en la unidad START en Mozambique.
Varios pacientes esperan a ser atendidos en la unidad START en Mozambique.

Apenas son las seis de la mañana y ya hace calor. Amanece pronto en Dondo, pequeña localidad de la provincia de Sofala, en el centro-este de Mozambique, como si la ciudad supiera que no tiene ni un minuto que perder. O para ser lamentablemente precisos, amanece pronto en lo que queda de Dondo. El pasado 14 de marzo el ciclón Idai llegó sin avisar, destruyendo todo a su paso. Más de 140.000 desplazados y al menos 500 personas fallecidas, según datos del Gobierno mozambiqueño. Deterioro estructural de infraestructuras, viviendas y edificios públicos. Y, entre esos edificios públicos destruidos, el pequeño hospital que velaba por la salud de los habitantes de Dondo. Este es el testimonio que nos llega de nuestros compañeros y compañeras en Mozambique.

Entre quienes velan por su salud está START, 71 profesionales españoles que respondieron "Sí" a un SMS que les llegó la pasada semana invitándoles a sumarse al equipo de ayuda humanitaria. 72 horas después, estaban desplegados al otro lado del mundo, dispuestos a ayudar. Preparados para curar, cuidar, salvar vidas y aliviar sufrimiento.

Paso a paso

He aquí la hoja de ruta de un despliegue sin precedentes en España: dos aviones de carga salieron a mediodía del pasado viernes de la Base Aérea de Torrejón de Ardoz rumbo al aeropuerto de Beira, la segunda ciudad en importancia de Mozambique. Las tareas de almacenaje habían empezado el jueves y se dilataron durante toda la noche. Sin descanso. Al día siguiente, las 54 toneladas de material logístico y sanitario que contenían sus bodegas llegaban a Dondo. De forma paralela, 71 logistas y sanitarios se reunían en Torrejón de Ardoz desde distintos puntos de la geografía española: un transbordador desde Ceuta, un avión desde Valencia, coche particular desde Castilla y León, tren desde Galicia… A última hora de la tarde del viernes, un vuelo chárter partía rumbo a Mozambique con todo el equipo humano a bordo. El sábado, el conjunto de pediatras, cirujanos y cirujanas, bomberos/as y tres cocineros se reunía con esas 54 toneladas de material que habían de dar forma a un hospital de campaña con capacidad quirúrgica.

Empezaba entonces un trabajo arduo, sin prisa pero sin pausa, para instalar el hospital de campaña y comenzar a atender a la población local en el menor tiempo posible. Pero el equipo START no estaba solo. De forma espontánea, habitantes de Dondo se acercaron a echar una mano: montar tiendas, preparar mesas, atornillar, desbrozar. Lo que hiciera falta. La simbiosis entre la población local y los que llegan para ayudar es clave en un dispositivo de estas características. El martes a las 11.30 el hospital de campaña abría sus puertas. Decenas de personas esperaban pacientemente su turno en la improvisada sala de espera que da paso a la sala de triaje. Consultas externas, pediatría y urgencias recibían sus primeros pacientes tras dos días de intenso trabajo de montaje y organización, y permanecerán abiertos 24 horas durante al menos 15 días. Solo en las primeras 24 horas desde su apertura, el START atendió a casi 60 personas.

Se trata de un esfuerzo conjunto de distintas administraciones públicas, coordinado por Aecid bajo la batuta de diferentes Gobiernos a lo largo de más de un lustro

Esfuerzo conjunto y coordinado

Un despliegue de tal magnitud no es flor de un día. Cuatro años de trabajo bajo diferentes direcciones de Aecid, con diferentes equipos y bajo diferentes Gobiernos a todos los niveles, dieron como resultado en junio de 2018 la certificación del START como hospital de campaña EMT II otorgado por la OMS. Una certificación que muy pocos países tienen en el mundo, y de la que España debe sentirse orgullosa. Cuatro años de reclutamiento, cursos, simulacros, acuerdos nacionales e internacionales habían dado sus frutos. Más de 300 profesionales reciben formación continua y están en la reserva, pueden recibir un SMS en cualquier momento solicitándoles su incorporación al equipo START. Un simple sí, y el dispositivo se pone en marcha, como está demostrando este primer despliegue de su historia en Mozambique.

START es además una muestra de exitoso trabajo conjunto de personal sanitario de los sistemas públicos de salud de las comunidades autónomas de Andalucía, Aragón, Illes Balears, Canarias, Castilla-La Mancha, Castilla y León, Catalunya, Ceuta, Extremadura, Galicia, La Rioja, Madrid, Murcia, País Vasco y de la Comunitat Valenciana, Unidad de Emergencia y Respuesta Inmediata ERICAM, Bomberos del Ayuntamiento y de la Comunidad de Madrid, personal del SUMMA, la asociación vasca Zaporeak, Farmamundi o Médicos del Mundo colaboran bajo el liderazgo de la Oficina de Acción Humanitaria de la Aecid. Además, es obligado nombrar al Ejército Español, al Ministerio de Defensa, por su imprescindible ayuda en la Base Aérea de Torrejón. Todos y todas trabajando codo con codo bajo los mismos toldos, compartiendo los característicos chalecos rojos. Chalecos que lucen el logo de la UE, porque START forma parte del despliegue de la Dirección General de Protección Civil Europea y Operaciones de Ayuda Humanitaria (ECHO).

Hablamos por tanto de un compromiso local, autonómico, nacional y europeo. Aquí nadie es de una administración o de otra, aquí nadie es de una región u otra. Aquí son simplemente Julián, Concha, Javier o Cristina. Aquí son un equipo. Nuestro más sincero agradecimiento a todas las administraciones e instituciones que forman parte de START, a todas y cada una de las personas implicadas. Gracias a ellos y ellas, podemos curar en situación de emergencia.

Aina Calvo es directora de la Agencia Española de Cooperación Internacional para el Desarrollo (Aecid).

Puedes seguir a PLANETA FUTURO en Twitter y Facebook e Instagram, y suscribirte aquí a nuestra newsletter.

Se adhiere a los criterios de The Trust Project Más información >

Más información