Selecciona Edición
Selecciona Edición
Tamaño letra
La propiedad intelectual, a debate

Andanadas contra la 'ley Sinde'

Expertos e internautas se revuelven contra el reglamento de la norma

La publicación en EL PAÍS del reglamento de la llamada ley Sinde (la norma contra las descargas sin autorización de contenidos protegidos por derechos de autor) suscitó desde última hora del martes reacciones en las redes sociales, un revuelo similar al que se originó el día 2, cuando el Consejo de Ministros renunció a aprobarlo. EL PAÍS ha consultado a un grupo de expertos, empresarios e influyentes internautas para pulsar su opinión sobre los últimos coletazos de la norma.

- Eduardo Arcos, fundador de Hipertextual. "Sitios como Hipertextual se podrían ver afectados, por ejemplo si un usuario reiteradamente deja un comentario enlazando a un contenido que se considere que vulnera un derecho de autor. Como emprendedor me afecta y me da temor. Si la ley Sinde llega a aprobarse nos plantearíamos llevar nuestra sociedad a otro país".

MÁS INFORMACIÓN

- Julio Alonso, fundador de Weblogs S. L. "Huele a otras campañas de Navidad del pasado. Querían aprobar la ley sin hacer mucho ruido, pero no lo lograron. Los creadores que hablan de ganapanes están haciendo una campaña, como si esta fuese una época de hidalgos, que no tienen que ganarse el pan. Si no se aprueba el día 16, el PP lo sacará de alguna manera".

- José Cervera, periodista y autor de Perogrullo.com. "Están intentando pasar por encima de la jurisprudencia y emprender una reforma de facto de la Ley de Propiedad Intelectual. Se trata de cerrar las webs de enlaces saltándose el control judicial por medio de una comisión administrativa. Están colocando en un brete a los miembros de la Comisión de la Propiedad Intelectual. Sobre la caída de la ley Sinde en el Consejo de Ministros opino que el coste de aprobar esto es demasiado alto y de ahí la división de opiniones en el Consejo. Creo que, pese a lo que opinan algunos, los 'cuatro tuiteros' tienen cierto peso específico y representan una fuerza a tomar en cuenta".

- Javier de la Cueva, abogado, experto en procesos de propiedad intelectual.

"Si se aprueba en el último Consejo de Ministros del PSOE, en lugar de dejárselo al PP, lo que nos está demostrando es que aquí tiene que haber algún pacto por detrás. Tiene que ser a cambio de algunos consejos de administración a los que se deba este Gobierno, alguna palabra dada por Zapatero, algún consejo de administración al que quiera ir la señora Sinde... En cuanto al reglamento, se nos ha dicho desde el principio que lo que busca es cerrar las páginas de enlaces, pero como no se modifica la Ley de Propiedad Intelectual y no se establecen unas infracciones diferentes de las que ya había, las páginas de enlaces no pueden ser ilícitas". Sobre la Comisión opina: "Se está poniendo a los pies de los caballos a funcionarios públicos. Que no tengan ningún tipo de dudas, les van a caer querellas por prevaricación. Al final la ley Sinde y su reglamento lo que hacen es blindar a los piratas. ¿Cómo podemos pretender que un Gobierno de incapacitados mentales que no tienen ni idea de tecnología puedan solucionar en una ley lo que EE UU no ha logrado en 20 años?".

- Aitor Grandes, del portal de libros digitales 24symbols. "Nosotros intentamos luchar contra la piratería con un nuevo modelo de negocio y no con una ley. Si a un usuario se lo pones fácil va acudir a plataformas legales".

- Álvaro Ibáñez, del blog Microsiervos.com. "Creo que esto de la ley Sinde ha sido cabezonería. Me extraña que no se haya aprobado, más ahora que no tienen nada que perder. Espero que el PP la deje de lado. La ministra se ha empeñado en hacer las cosas de una forma y tiene su lógica: ha intentado hacer algo que le beneficia como creadora".

- Stéphane M. Grueso, autor del filme Copiad malditos.

"Me inquieta que se intente pasar en un Consejo de Ministros de forma opaca una ley que regula derechos fundamentales. Hay muchos intereses detrás, están los americanos... Vivo de la creación intelectual y me parece que esta ley no habla de eso, sino del control y censura de Internet. Responde a intereses de Estados Unidos. No sabemos ni si nos beneficia, ahí está el informe del Gobierno suizo

[que ha decidido no perseguir la piratería]".

* Este artículo apareció en la edición impresa del Jueves, 8 de diciembre de 2011