Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Arsuaga ilustra Atapuerca con un libro y una muestra itinerante

El paleontólogo Juan Luis Arsuaga, codirector del equipo de investigaciones de Atapuerca, presentó en Madrid el libro Atapuerca y la evolución humana, una monografía con 200 fotografías e ilustraciones que sirve de catálogo de la exposición itinerante del mismo título, dirigida por Arsuaga y organizada y producida por la Fundació Caixa Catalunya (http://obrasocial.caixacatalunya.es). La muestra, con conferencias y talleres, tras pasar por Valencia, Palma de Mallorca y Sevilla, se presentará el próximo día 27 en Pamplona y seguirá por Tarragona, Málaga, Murcia, Zaragoza, Mérida y Madrid (Museo Arqueológico Nacional, en el otoño de 2005).

Además de Arsuaga, el libro, editado por la Fundació Caixa Catalunya, tiene textos del paleontólogo Ignacio Martínez y fotografías de Javier Trueba, documentalista científico y creador de la imagen de Atapuerca con su trabajo en los yacimientos. Los tres presentaron en Madrid la monografía que documenta e ilustra la evolución y el comportamiento humanos desde hace más de un millón de años.

"Excavar toda la prehistoria en el mismo lugar de Atapuerca no tiene parangón en el mundo", afirmó Juan Luis Arsuaga. "Ahora Atapuerca entra en otra fase, centrada en los conocimientos a partir de los fósiles. Cada fósil es emocionante y tiene mucha información para conocer la evolución humana, como una reciente mandíbula de 800.000 años, cuando en Europa no hay fósiles de más de medio millón de años. Tras una primera etapa de información, Atapuerca tiene que desarrollar más los contenidos, historias sobre la inteligencia o las enfermedades". Arsuaga se centra en la evolución del cerebro en un millón y medio de años ("nuestro cerebro es único, un diseño nuevo, no el resultado de cambios", afirmó), mientras que Ignacio Martínez se dedica a la producción de lenguaje.

La exposición sobre los yacimientos pleistocenos de la sierra de Atapuerca, declarados en 2000 por la Unesco Patrimonio Cultural de la Humanidad, reconstruye los hallazgos más importantes en la Gran Dolina y en la Sima de los Huesos, como el bifaz Excalibur, la cabeza del Niño de la Gran Dolina (el homo antecessor, el primer europeo), la pelvis Elvis y un trozo del techo de Altamira.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Miércoles, 24 de marzo de 2004