Cartas al director
i

BIoqueo, embargo

Me sorprende leer en su editorial de hoy sobre Un viaje polémico el error técnico de calificar como bloqueo las medidas restrictivas al comercio norteamericano con Cuba impuestas por el Congreso de Estados Unidos en 1961 después de que el Gobierno cubano hubiera expropiado sin indemnización las propiedades de ciudadanos estadounidenses de la isla. Si existiera bloqueo nadie podría comerciar con Cuba; y España, como otros países, viene haciéndolo continuadamente. La URSS, mientras existió, regaló a Cuba mercancías por valor de 4.000 o 5.000 millones de dólares anuales, comprándole además el azúcar a altos precios.La palabra más adecuada para describir esas medidas es embargo, y con él se puede estar o no de acuerdo. Su levantamiento hoy surtiría poco efecto, porque Cuba carece de medios de pago para comprar en el mercado norteamericano o en cualquier otro a causa de su pésimo y corrupto sistema económico.-

* Este artículo apareció en la edición impresa del domingo, 09 de agosto de 1992.

Se adhiere a los criterios de
Lo más visto en...Top 50