Selecciona Edición
Selecciona Edición
Tamaño letra

Cs rechaza una moción contra el franquismo en Extremadura y lo equipara a la lucha obrera

El pleno regional insta al Gobierno a condenar la dictadura y sus "prácticas violentas"

El presidente de la Junta de Extremadura, Guillermo Fernández, este jueves en el pleno de la Asamblea.
El presidente de la Junta de Extremadura, Guillermo Fernández, este jueves en el pleno de la Asamblea. ASAMBLEA

A Ciudadanos Extremadura la dictadura franquista le parece igual de condenable que la lucha obrera. O que los “nacionalismos opuestos”. El partido liberal, que perdió más de 73.000 votos —se quedó sin sus dos diputados— en las pasadas elecciones generales en la región y está roto en Cáceres, votó no este jueves a una moción socialista que pedía al Gobierno central condenar la dictadura. El PP se abstuvo, y la propuesta salió adelante con los votos del PSOE y Unidas por Extremadura. En respuesta, Ciudadanos presentó una enmienda de sustitución en la que incluía el franquismo en una censura a muchos tipos de opresión. Su propuesta no prosperó.

La iniciativa pretendía condenar la lucha de clases, las guerras de religión, los nacionalismos opuestos, “la lucha entre la dictadura militar y por la democracia republicana que existió en España en el periodo de 1936 a 1939” y, por último, y “de manera enérgica”, el franquismo.

Según el diputado Fernando Baselga, el partido liberal quería incidir en la importancia de reconocer a “todas” las víctimas de la Guerra Civil, a los represaliados y a los que sufrieron una “violencia injusta” y una “violación grave” de los derechos humanos. Entre ellos, Ciudadanos buscaba un “especial reconocimiento” a las víctimas del franquismo y del exilio, que eran el sujeto inicial de la propuesta del Partido Socialista. En su intervención en la Cámara regional, Baselga criticó el afán “revanchista” del PSOE: “Ciudadanos rechaza el franquismo, pero no su franquismo”, dijo.

Finalmente, el pleno de la Asamblea de Extremadura aprobó la iniciativa socialista, que insta al Gobierno de España a condenar el franquismo y sus “prácticas represivas y violentas”, además de a “reparar y dignificar” la memoria de las víctimas de la Guerra Civil y de la dictadura. La iniciativa también defendía la actualización de la ley de memoria histórica, lo que para el diputado del PP, Laureano León, suponía una “enmienda” a la norma nacional. Los populares acusaron al PSOE de buscar el “rédito electoral” y el “frentismo”.

Se adhiere a los criterios de The Trust Project Más información >

Más información