Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Una delegación de EE UU vigilará el plan de la mosca del Mediterráneo

Una delegación de Estados Unidos visitará a finales de julio la Comunidad para comprobar cómo se está desarrollando el programa contra la mosca del Mediterráneo (Ceratitis Capitata) en los cítricos, según explicaron ayer diversas fuentes. Los inspectores permanecerán unos días en territorio valenciano con la intención de observar las actuaciones contra la mosca (red de mosqueros, tratamientos colectivos o parcelas inscritas en el programa para exportar a EE UU). Esta visita se realiza cuando aún no se ha aprobado el nuevo protocolo para el comercio citrícola entre ambos países. Un protocolo que endurece las condiciones para la exportación de clementinas pero que el sector aceptó por considerarlo asumible y con la intención de reabrir el mercado norteamericano, que en diciembre del año pasado se cerró a la entrada de cítricos españoles.

Las condiciones meteorológicas han conseguido que los niveles de mosca en los campos citrícolas sean más bajos que otros años. Aún así, la Consejería de Agricultura ha iniciado ya los tratamientos colectivos. En años anteriores, estos tratamientos se empezaban a realizar en agosto mientras que hasta el momento ya se ha hecho un pase colectivo a todos los campos.

La lucha contra la mosca del Mediterráneo, además, cuenta este año con más presupuesto. En un primer momento, Agricultura destinó una partida de 2,1 millones de euros para este tema, pero la situación creada con el veto decidió a la Administración a ampliar el presupuesto hasta los 8,4 millones de euros. Desde el sector, en cualquier caso, han insistido desde el primer momento en que la solución a este problema proviene de la lucha biológica (con machos de mosca estériles) y del desarrollo de un plan orquestado y dotado económicamente.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Viernes, 5 de julio de 2002