Relevo en bloque en la cúpula del Inaem

En agosto dejarán sus cargos, entre otros, los directores de las compañías de Teatro Clásico, del Ballet Nacional y de la Orquesta y Coro Nacional de España

El Ballet Nacional de España en la coreografía Zaguán.
El Ballet Nacional de España en la coreografía Zaguán. Vallinas

Amaya de Miguel, directora del Inaem (Instituto Nacional de las Artes Escénicas y de la Música), ha comunicado el relevo de sus funciones a todos los directores artísticos de las unidades que componen el organismo. En agosto de 2019 dejarán sus cargos Helena Pimenta, en la Compañía Nacional de Teatro Clásico; Antonio Najarro, del Ballet Nacional de España; José Carlos Martínez, de la Compañía Nacional de Danza; Ernesto Caballero, del Centro Dramático Nacional, Félix Alcaraz, de la Orquesta y Coro Nacional de España, y José Luis Turina, que se jubila al frente de la Joven Orquesta Nacional de España.

Sólo Daniel Bianco se mantendrá al frente del Teatro de la Zarzuela, contratado en 2015. El resto, cumplirán en 2019 con el mandato del artículo 9 de los Estatutos del Inaem, que señala que los directores de las unidades tienen un contrato de cinco años, prorrogable por un nuevo periodo máximo de tres años. El instituto tenía en su mano la posibilidad de establecer nuevas prórrogas. Así que, ocho años después de sus contrataciones, todos serán dados de baja y se lanzará la convocatoria de candidatos en los primeros días del próximo año.

La selección de los candidatos atenderá al Código de Buenas Prácticas, que exige “principios de igualdad, mérito y capacidad”. A este procedimiento podrán concurrir los extranjeros con residencia legal en España y todos presentarán un proyecto artístico en el que se especifique propuesta y gestión. De Miguel designará a los seleccionados para ocupar los puestos de dirección, una vez examinadas las propuestas y teniendo en cuenta el parecer de los Consejos Artísticos.

Una escena de 'Auto de los inocentes', de la Compañía Nacional de Teatro Clásico.
Una escena de 'Auto de los inocentes', de la Compañía Nacional de Teatro Clásico.Quim Llenas (Getty)

La marcha de los seis directores de unidad coincide con la reforma del Inaem, que ha emprendido el ministro de Cultura, José Guirao. El ministerio ha organizando mesas de especialistas capaces de diagnosticar y paliar el problema que hace incompatible en estos momentos el proceso creativo y el proceso administrativo. Al frente de esta comisión está la propia Amaya de Miguel, que debería tener en el plazo de un año el informe sobre las razones por las que la institución se encuentra varada en la ineficacia. De esta manera, pretenden “mejorar la gestión de este organismo autónomo”. Las conclusiones y propuestas deberían ser consensuadas por todos los grupos políticos para convertir al Inaem en asunto de Estado y librarlo de vaivenes políticos.

Toda la cultura que va contigo te espera aquí.
Suscríbete

Babelia

Las novedades literarias analizadas por nuestros mejores críticos en nuestro boletín semanal
RECÍBELO
Normas

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS