Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Sánchez arremete contra el negacionismo climático de Trump

El economista británico Nicholas Stern y el presidente critican las teorías medioambientales del líder estadounidense

La ministra de Transición Ecológica, Teresa Ribera. junto al economista británico Nicholas Stern, este miércoles en San Sebastián.
La ministra de Transición Ecológica, Teresa Ribera. junto al economista británico Nicholas Stern, este miércoles en San Sebastián.

Son contadas las voces que niegan los efectos devastadores que el cambio climático está causando en la economía, la salud y el medioambiente, pero "desgraciadamente" una de estas "dirige la Casa Blanca. "Están en el lado equivocado de la ciencia y de la historia", ha proclamado este miércoles en San Sebastián el economista británico y especialista en la materia Nicholas Stern en referencia al presidente de EE UU, Donald Trump. Contra este también se ha dirigido, aunque sin citarle expresamente, su homólogo español, Pedro Sánchez, quien ha llamado "ignorantes" a los "ilustres mandatarios" que reman contracorriente y cuestionan el calentamiento del planeta.

"Si [Trump] realmente tiene acceso a datos que contradicen 200 años de evidencias científicas, que los publique. Los políticos tienen la obligación de identificar los riesgos [climáticos] y gestionarlos, porque se puede abordar el cambio climático incluso desde posiciones escépticas", ha afirmado el presidente del Instituto de Investigación Grantham sobre Cambio Climático y Medio Ambiente de la London School of Economics. Su intervención ha sido la primera de carácter técnico tras la inauguración de la conferencia internacional Change the Change que se celebra hasta el viernes en el Kursaal donostiarra.

Stern, miembro de la Cámara de los lores británica y autor en 2006 de un informe sobre el impacto económico del cambio climático, ha opinado que las tesis negacionistas de Trump "no son una ayuda", pero al mismo tiempo ha confiado en que la resistencia del mandatario americano a colaborar en la lucha contra el cambio climático "no van a parar los avances" que se están dando para frenar el deterioro medioambiental global. En esta tarea, ha destacado "el progreso que se ha producido de la mano de los dos países más importantes del mundo, por cantidad y densidad de población, como China y la India".

"Los avances contra el cambio climático no van con la rapidez necesaria, pero cada vez son más los países, además de China y la India, que en la Unión Europea, Latinoamérica y África que se están sumando a este cambio", ha señalado.

El presidente Pedro Sánchez y el lehendakari Urkullu, en la inauguración de la conferencia internacional sobre cambio climático.
El presidente Pedro Sánchez y el lehendakari Urkullu, en la inauguración de la conferencia internacional sobre cambio climático.

Pedro Sánchez también ha lamentado el freno que Trump está poniendo a las políticas que combaten el cambio climático. "El negacionismo es una huida hacia adelante. Son unos ignorantes", ha dicho en alusión a los dirigentes contrarios a aceptar este problema ambiental. "Negar en cambio climático es como negar la ley de la gravedad o defender que la tierra es plana. En este asunto no tiene que hablar la ideología, sino la ciencia", ha manifestado el presidente del Gobierno, quien ha destacado los avances que España está dando en esta materia gracias a las medidas incluidas en el marco estratégico de energía y clima.

En la conferencia Change the Change, que ha completado el aforo con 600 asistentes y dará voz a un total de 50 ponentes, Stern ha confiado en que, si finalmente se produce el Brexit -una decisión que él no apoya-,"se mantenga una relación sólida entre Reino Unido y la UE para luchar contra el cambio climático", aunque ha admitido que el debate sobre la salida de los británicos "ha constituido una gran distracción" en la colaboración que debe darse entre ambas partes en materia medioambiental.

Stern ha ofrecido algunos datos preocupantes. El número de habitantes expuesto a un calor extremo pasará en 20 años de un 14% a un 37%, y las olas de calor, las sequías y otros fenómenos climatológicos adversos van a multiplicarse por dos. “La subida de dos grados es extremadamente peligrosa, no podemos permitir que sean tres”, ha afirmado. La solución pasa, a su juicio, por “reducir la demanda de productos y servicios intensivos en carbono”.

Se adhiere a los criterios de The Trust Project Más información >