Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

El abogado del guardia civil de La Manada renuncia a su defensa

Jesús Pérez justifica su decisión en la "excesiva carga de trabajo" que tiene en su despacho

Guardia Civil La Manada
Jesús Pérez el hasta hoy abogado del guardia civil de La Manada, Antonio Manuel Guerrero, a su salida de los juzgados el pasado lunes.

El abogado Jesús Pérez ha renunciado este viernes a la defensa del guardia civil de La Manada, Antonio Manuel Guerrero, condenado junto al resto de sus compañeros a nueve años de prisión por abusos sexuales a una joven madrileña en los Sanfermines de 2016. Guerrero pasará a ser representado por el letrado Agustín Martínez, que defiende a los otros cuatro miembros del grupo. Pérez ha justificado su renuncia en la "excesiva carga de trabajo que tienen los casos abiertos incompatibles con otros asuntos" que lleva en su despacho, informa la agencia Efe.

Agustín Martínez ha confirmado que se hará cargo de la defensa de Guerrero, junto a la de José Ángel Prenda, Jesús Escudero, Ángel Boza y Jesús Cabezuelo, ya que sería difícil que cogiera el caso otro letrado a estas alturas del procedimiento, con los acusados esperando que el día 26 de diciembre la Audiencia Provincial de Navarra decida si entran en prisión después de que el Tribunal Superior de Justicia de Navarra (TSJN) confirmase este mismo mes la condena a nueve años de cárcel por abuso sexual.

Martínez también ha confirmado que la vistilla para determinar si se levanta la libertad provisional de los condenados, que este viernes acuden a los juzgados de Sevilla para firmar —como hacen tres veces a la semana, los lunes, miércoles y viernes— en cumplimiento de las medidas cautelares impuestas, se mantendrá el miércoles 26 de diciembre, ya que la petición de un nuevo aplazamiento solicitada por la acusación particular no ha prosperado.

El pasado 7 de diciembre, después de que el Tribunal Superior de Navarra confirmase la condena a La Manda, la fiscalía de Navarra solicitó a la Sección Segunda de la Audiencia Provincial que varíe las medidas cautelares dictadas contra los cinco miembros del grupo. El fiscal jefe, José Antonio Sánchez, solicitó la vuelta a prisión de los cinco y requirió a los tres magistrados de la sala que juzgó el caso en noviembre de 2017 que celebre una vista para estudiar esta solicitud. La fiscalía considera que la confirmación de la condena y la no modificación de los hechos probados en la primera sentencia comunicada en abril por parte del TSJN "hacen necesario asegurar el cumplimiento de la condena de nueve años de prisión".

Esta no fue la primera vez que la fiscalía pide la vuelta a la cárcel de algún miembro de La Manada después de su puesta en libertad bajo fianza de 6.000 euros el pasado junio. El 5 de julio de este año la Sección Segunda de la Audiencia celebró una vista para estudiar la petición de las acusaciones de que volviera a prisión Guerrero, que trató de renovar el pasaporte el lunes siguiente a su salida de prisión. Entonces los tres magistrados que juzgaron el caso desestimaron esa petición, con el voto discrepante de su presidente, Francisco José Cobo, que consideraba que sí debía volver a la cárcel por quebrantar las medidas cautelares.

Otro de los miembros del grupo, Ángel Boza, fue arrestado en agosto acusado de robar unas gafas de sol y atropellar a un guardia de seguridad que trató de detenerlo. Volvió a prisión, pero el 23 de noviembre, un juzgado de Sevilla lo condenó por un delito leve de hurto y lo dejó en libertad.

Se adhiere a los criterios de The Trust Project Más información >

Más información