Selecciona Edición
Selecciona Edición
Tamaño letra

Las dos guerrillas de Colombia decretan un cese del fuego durante las elecciones

Las FARC y el ELN ordenaron a sus hombres cesar su ofensiva militar por una semana

El segundo de las FARC, Luciano Marín, escucha al miembro de la guerrilla Pablo Catatumbo, en La Habana.
El segundo de las FARC, Luciano Marín, escucha al miembro de la guerrilla Pablo Catatumbo, en La Habana. EFE

La guerra en Colombia tendrá un corto respiro de ocho días mientras pasa la primera vuelta presidencial. Así lo anunciaron desde La Habana, Cuba, representantes de la guerrilla de las FARC. “Ordenamos a todas nuestras unidades cesar cualquier acción militar ofensiva contra las fuerzas armadas del Estado y la infraestructura económica a partir de las cero horas del martes 20 de mayo hasta las 24 horas del miércoles 28 de mayo”, dijo este viernes el jefe guerrillero Pablo Catatumbo, uno de los negociadores de las FARC en el proceso de paz que adelanta con el gobierno colombiano desde hace año y medio.

La principal sorpresa de este anuncio es que lo firman los máximos jefes de las FARC y el Ejército de Liberación Nacional, ELN, la otra guerrilla colombiana. Timoleón Jiménez conocido con el alias de Timochenko y Nicolás Rodríguez, alias Gabino, han dicho en su mensaje conjunto que este cese del fuego responde a un “clamor nacional” que debe ser atendido, a pesar de que no creen en el “régimen electoral colombiano”, al que calificaron de corrupto y clientelista.

Ordenamos a todas nuestras unidades cesar cualquier acción militar ofensiva 

Pablo Catatumbo, uno de los negociadores de las FARC

Los dos guerrilleros esperan que este gesto sea una “luz de esperanza para un fuego bilateral”, un tema en el que las FARC han insistido desde que se inició el proceso de paz en Cuba y que el presidente Juan Manuel Santos ha descartado de tajo. En el pasado, las FARC han utilizado los ceses unilaterales de las hostilidades para fortalecerse militarmente, por lo que ahora y aunque sea difícil de entender, mientras se negocia el fin del conflicto en La Habana, la guerra continúa en las montañas de Colombia.

Prueba de ello es que este anuncio se da dos días después de que en un pequeño caserío de Tumaco, en la frontera entre Colombia y Ecuador, se presume que las FARC utilizaron a un niño de 14 años como correo humano para lanzar una granada contra policías que jugaban un partido de microfútbol. Este niño, según el alcalde de la localidad, llevaba el explosivo en una mochila y murió cinco horas después por efecto de las heridas que le produjo la onda expansiva tras lanzar la granada. Otro más, de 13 años, que estaba con los policías, también falleció. El atentado dejó heridos a ocho policías.

El presidente Santos repudió en la noche del jueves el uso de niños en el conflicto armado. “Utilizar menores de edad en la guerra es un crimen de guerra, que no se les olvide a las organizaciones criminales, y por eso tarde o temprano caerán sus responsables, serán llevados a la justicia y condenados. Porque tarde o temprano caen todos los delincuentes”, dijo.

En el pasado, las FARC han utilizado los ceses unilaterales de las hostilidades para fortalecerse militarmente

Las autoridades responsabilizan de este crimen a la misma columna guerrillera que a mediados de marzo secuestró, torturó y asesinó a dos policías que realizaban labores comunitarias en ese mismo poblado del pacífico colombiano, algo que también fue repudiado por todos los sectores de opinión en Colombia después de que las FARC justificaran lo ocurrido en un comunicado, argumentando que lo hicieron por la presión militar que se desató tras la desaparición de los policías.

Este viernes, al conocerse la noticia del cese al fuego por parte de las dos guerrillas de Colombia, el candidato presidencial Óscar Iván Zuluaga, que junto a su mentor, el expresidente Álvaro Uribe son los mayores opositores al proceso de paz, se declaró inconforme y reclamó que “si las FARC tienen una verdadera voluntad de paz, el cese de acciones criminales debe ser indefinido y verificable”.

El nuevo jefe de campaña del presidente Santos, el exsecretario general de la OEA, César Gaviria, dijo que este cese del fuego no interfiere en la campaña electoral ni busca beneficiar al presidente Santos. Lo calificó de insuficiente y pidió que se extienda hasta después de la segunda vuelta presidencial que se realizará el 15 de junio. “Los colombianos tenemos derecho a votar serenamente. Este no es un gesto menor, pero no es suficiente”, insistió a la emisora local Blu Radio.

Esta es la tercera vez desde que se inició el proceso de paz, que esta guerrilla decreta una tregua

Esta es la tercera vez desde que se inició el proceso de paz, que esta guerrilla decreta una tregua de hostilidades. La primera coincidió con el arranque de los diálogos, el 19 de noviembre de 2012 y se prolongó por dos meses. La segunda duró un mes y coincidió con la época navideña en 2013. En general, según el seguimiento de las autoridades y organizaciones independientes, la guerrilla cumplió con el cese de acciones contra militares y civiles.

Este anuncio se da en medio de un ambiente polarizado en el que las encuestas sobre intención de voto muestran un repunte de Óscar Iván Zuluaga, lo que pone en riesgo la reelección de Santos y de paso la continuidad del proceso de paz con las FARC, ya que el opositor ha anunciado que de elegirse presidente lo suspendería para imponer como condición a esa guerrilla que cese toda acción terrorista.