Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Los Imperdibles de la Agenda 2030

Dos eventos consecutivos destacan en Madrid el valor de la ciencia y la innovación para alcanzar los ODS

Les sorprendería saber la cantidad de cosas que puede contarnos.
Les sorprendería saber la cantidad de cosas que puede contarnos.

"Cuando ya ha transcurrido una tercera parte del período de implementación de la Agenda 2030, conviene considerar cuidadosamente nuestros próximos pasos. El desafío es simple e imperativo: acelerar el proceso a través de una estrategia decidida para aplicar y llevar a escala las soluciones que ya están en nuestra caja de herramientas. Una estrategia que tendrá que ser en ocasiones disruptiva y arriesgada. Pero es ingenuo pensar que no existe un riesgo masivo en el statu quo: no hay vuelta atrás del lugar al que nos estamos dirigiendo a zancadas".

Este párrafo es parte de la Declaración de Madrid, un pequeño texto que resume el estado de ánimo de las cerca de cuatrocientas personas que se dieron cita en la conferencia internacional Acelera 2030. La reunión ha sido organizada por una pequeña coalición de organizaciones científicas y empresariales, convencidas de la necesidad de apretar el acelerador en la agenda del desarrollo sostenible. Y, con toda franqueza, mucho de lo que escuché me pareció nuevo y sorprendente: la experiencia de un buen puñado de expertos nacionales e internacionales demuestran que es posible establecer narrativas sustitutivas, transformadoras, y que este cambio no debe ser necesariamente incremental, sino sistémico. No dejen de asomarse a las sesiones de la conferencia, cuyo vídeo completo y escaleta está detallado en este espacio.

La buena noticia es que la próxima semana tendremos otra oportunidad similar. La Fundación COTEC celebra en Madrid el viernes 7 de junio la cuarta edición del festival de innovación Los Imperdibles. Este evento, que gira alrededor de los 17 ODS, permitirá a los visitantes conocer decenas de experiencias inspiradoras de transformación social y ambiental. Entre otras: un parque eólico en medio del mar Báltico; drones (pilotables por los visitantes) para hacer llegar paquetes de vacunación a zonas remotas; sistemas alternativos de cultivo que no precisan suelo; un Escape Room para salvar al planeta en 20 minutos; o un taller para convertir a nuestras ciudades en la vanguardia del nuevo contrato social y ecológico.

Sus amigos de este blog contribuiremos con un pequeño espacio dedicado a la evolución de la desigualdad en los últimos 200 años y un juego fotográfico para entender que significa estar en uno u otro lado de las brechas de pobreza (spoiler: va de retretes).

No se pierdan esta ocasión. La entrada es gratuita (ojo: hay que reservar) e incluirá otras actividades, como conciertos, juegos y teatro. Cada una de ellas persigue un objetivo fundamental: hacer conscientes a los visitantes de su papel como agentes de este cambio. Algunos lo harán hoy o en el futuro a través de grandes ideas innovadoras, pero la mayoría de nosotros contribuiremos de forma más modesta y cotidiana, alterando nuestros hábitos de consumo, de transporte, de relación con el otro. Es otra forma de innovación, supongo, pero igualmente “imperdible”.

Se adhiere a los criterios de The Trust Project Más información >

Más información