Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

¿Cuántos años podemos vivir? Esto es lo que dice la ciencia

El récord de longevidad oficial se sitúa en los 122 años, aunque hay quien asegura haber vivido más tiempo

La esperanza de vida en el mundo ha aumentado en torno a los cinco años desde el 2000, dice la Organización Mundial de la Salud (OMS) y señala que se trata del crecimiento más grande desde la década de los 60. En España la media entre hombres y mujeres es de 83 años, la segunda más alta entre los países de la Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económicos (OCDE) —por detrás de Japón, que es de 83,9. Y se prevé que aumente hasta cinco años para 2030.

Cada vez vivimos más y pensar que en algún momento serán muchos los que superen los 100 años no parece una idea tan descabellada. Ya hay quien lo ha conseguido; el récord oficial lo ostenta Jeanne Calment, que murió a los 122 años. Hay incluso quien asegura tener todavía más edad, como el autoproclamado como el hombre más viejo del mundo, que falleció en 2017 con 146 años. Y, lo más importante, la ciencia apunta a que todavía no hemos llegado al punto máximo de la longevidad humana.

Lo dice un estudio publicado en la prestigiosa revista Science, que ha analizado la progresión de la tasa de mortalidad a lo largo de la vida. Según la investigación, los picos se sitúan en la infancia, en torno a los 30 y se dispara entre los 70 y los 89 años. Sin embargo, superado el centenario, la curva deja de aumentar, se estabiliza formando una meseta que "empieza a hundirse con el tiempo", afirma Kenneth W. Wachter, demógrafo de la Universidad de California en Berkeley y uno de los autores del trabajo.

A pesar de que los autores no explican por qué se estabiliza la tasa de mortalidad en edades superiores a los 100 años, sí afirman que la humanidad "no está cerca de alcanzar un punto máximo en la expectativa de vida", señala Wachter. 

Pero, no se haga ilusiones, no va a vivir para siempre. Los investigadores también explican que una tasa de mortalidad estanca no quiere decir que con cada año de vida no haya más posibilidades de morir y que cuanto más alto se sitúe el récord de longevidad, más difícil será alcanzarlo.

Esfuércese lo justo

Por otro lado, aunque nuestro organismo tiene, aún, mucho potencial de mejora, hemos limitado nuestras posibilidades en lo que respecta al rendimiento físico.

Es la desalentadora conclusión de una revisión de más de 160 estudios que recogen datos de los últimos 120 años, realizada por un equipo de investigadores franceses y publicada el pasado octubre en la revista Frontiers of Physiology. Los cambios medioambientales y climáticos tienen mucho que ver. “A pesar del progreso científico en alimentación y sanidad, la sociedad moderna ha permitido que la especie llegue a su límite", considera Jean-François Toussaint, de la Universidad de París Descartes. Triste, ¿no?

Puedes seguir Buenavida en Facebook, Twitter, Instagram o suscribirte aquí a la Newsletter.

Más información