La Biblioteca Nacional rescata el 'Quijote' de la RAE de 1780

Reconstruir paso a paso el largo y complicado proceso que supuso ilustrar uno de los libros más importantes publicados en España en el siglo XVIII, el Quijote que editó la Real Academia Española en 1780, es lo que acaba de hacer la Biblioteca Nacional con la publicación De la palabra a la imagen, una edición en la que se muestran por primera vez juntas todas las planchas, grabados y dibujos de la edición original. La directora de la Biblioteca Nacional, Rosa Regàs, acompañada de Gregorio Salvador, vicedirector de la RAE; Emilio Lledó, académico, y Elena de Santiago, coordinadora de la investigación y edición de la obra, recordó que muchos de los dibujos que aparecen en el libro han sido reproducidos y estudiados por primera vez.

De la palabra a la imagen consta de dos partes: la primera incluye siete estudios en los que se analizan aspectos como el planteamiento de la edición, las circunstancias que rodearon los ocho años de trabajo que se necesitaron para elaborarlo, el análisis de los dibujos o la descripción del proceso para transformarlos en estampas. La segunda incluye 156 obras: 78 dibujos, 38 planchas de cobre y 40 estampas. A los dibujos y láminas grabadas se han unido en este libro las reproducciones de los diseños y las estampas que posee la Biblioteca Nacional en su colección cervantina. En la elaboración de De la palabra a la imagen han colaborado con la Biblioteca Nacional la Real Academia Española, la Biblioteca de Catalunya y The Hispanic Society of America.

El académico y bibliotecario de la RAE Emilio Lledó reconoció ayer durante la presentación del libro que todavía estaba "absorto por la belleza y por la intensidad con la que se había creado". Lledó fue más allá en su valoración y lo calificó de "joya que reúne la memoria, el amor, la pasión y la belleza. Es un libro que sin quererlo y sin saberlo nos enseña". Lledó glosó el trabajo de los académicos que en el siglo XVIII se embarcaron en la aventura de elaborar un libro importante para todos los que se apasionan con la obra de Cervantes. Habló de lo que significa y sirve la ilustración, "nos da luz, enseña e ilumina. Nuestro cerebro, nuestra capacidad de pensar puede aglutinarse y oscurecerse".

* Este artículo apareció en la edición impresa del miércoles, 19 de abril de 2006.

Lo más visto en...

Top 50