Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Barcelona acoge una exposición de 600 obras de arte religioso

Tres espacios barceloneses acogen desde ayer la exposición Millenum, la historia y arte de la Iglesia catalana, que permanecerá abierta hasta el 25 de junio y en la que se muestran 438 obras de arte y 219 documentos históricos procedentes de todos los obispados catalanes. Con esta exhibición de su patrimonio artístico, la Iglesia se suma a las celebraciones del milenario de Cataluña.

La exposición Millenum no es sólo la mayor exhibición de arte religioso jamás presentada en Cataluña, con más de 600 obras que abarcan un milenio de historia de la Iglesia, sino que su inauguración señala la apertura al público del edificio medieval de la Pia Almoina (pía limosna), en pleno centro histórico de Barcelona, que ha sido restaurado por el arquitecto Josep Maria Botey y que albergará el Museo Diocesano de Barcelona. Además de en este edificio, las piezas de la exposición pueden verse en el Salón del Tinell y la capilla de Santa Agata, otros dos edificios históricos cercanos a la catedral de Barcelona.Millenum está promovida y organizada por la Comisión Eclesiástica del Milenario de Cataluña, presidida por el ex conseller de Cultura de la Generalitat catalana, Joan Rigol, y por el sacerdote Josep Maria Aragonès. Los comisarios de la exposición son Josep Maria Martí Bonet y Jordi Bonet. La exhibición ha contado con el apoyo del Gobierno autonómico catalán y de la Diputación de Barcelona, que subvencionó la restauración de la Pia Almoina barcelonesa.

Las obras de arte y documentos reunidos en la exposición proceden de los obispados catalanes y de los de Segorbe-Castellón, Mallorca, Ibiza, Menorca y Perpiñán. Las piezas exhibidas abarcan toda la historia del arte sacro catalán y se muestran divididas en seis grandes bloques cronológicos: la época Tarraconense, desde los comienzos del cristianismo hasta el siglo VII; la época del Románico y la transición al Gótico; los siglos XIV y XV, con el Gótico catalán; el Renacimiento (siglo XVI); el Barroco (siglos XVII y XVIII) y las épocas moderna y contemporánea, desde el siglo XIX hasta hoy. Las piezas de este siglo son las más escasas de la exposición, ya que sólo se muestran algunas especialmente significativas.

Restauraciones

Muchas de las piezas que se presentan en Millenum han sido restauradas, reparadas o limpiadas expresamente para esta exposición. Estas tareas han estado a cargo del Servicio Interdiocesano de Custodia y Promoción del Arte Sacro en Cataluña, que dirige Martí Bonet, uno de los comisarios de la exposición. El Servicio de Restauración de Bienes Muebles de la Generalitat de Catalunya ha colaborado intensamente en los trabajos de restauración.Otras de las muchas piezas y documentos excepcionales que integran esta exposición son los murales románicos de Polinyà, las pinturas del baldaquino de Boí o imágenes procedentes de otras iglesias románicas, como las de Caldes de Montbui y Sant Pau del Camp. Algunos de los documentos expuestos son tan significativos como el Forum Indicum, primer texto religioso escrito en catalán, o libros como los tratados de Ramón Llull y Eiximenis, o las crónicas de Desclot y Muntaner, estas últimas de los siglos XIV y XV.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Jueves, 4 de mayo de 1989