Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Bombas en Chile en vísperas de nuevas jornadas de protesta

Al menos 12 bombas hicieron explosión en diversos lugares de Santiago de Chile durante la noche del lunes al martes, en vísperas de las 48 horas de protestas iniciadas ayer por la oposición chilena como un paso decisivo para reconquistar la democracia. El régimen del general Pinochet ha reforzado las patrullas militares en las calles.Una de las bombas, de gran potencia, estalló a poco metros de la casa del Gobierno, y destrozó decenas de cristales de edificios cercanos. Otra hizo explosión a dos calles de distancia de la vivienda del presidente, general Augusto Pinochet, en un barrio acomodado de Santiago. Ambas fueron colocadas, en automóviles estacionados y no causaron heridos.

Las actuales jornadas de protesta -la undécima tanda de la serie que se inició en mayo del año pasado, con un saldo de víctimas que se eleva ya a más de 100 muertos- están programadas como un día de mítines y agitación y un día de paralización total. La jornada de ayer comenzó con un notorio absentismo escolar y una pequeña disminución del transporte público. Varias universidades regionales suspendieron sus clases en prevención de desórdenes estudiantiles y se esperaba que el Gobierno adelantará en dos horas la vigencia del toque de queda, que rige desde la media noche hasta las cinco de la mañana.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Miércoles, 28 de noviembre de 1984