_
_
_
_
_

La película de ‘Barbie’ revienta la taquilla mundial recaudando más de 300 millones en su primer fin de semana

Su rival directa, ‘Oppenheimer’, de Christopher Nolan, supera los 157 millones de euros en todo el mundo

Barbie Margot Robbie
Ryan Gosling y Margot Robbie en un fotograma de 'Barbie'.WARNER BROS.

La carrera en taquilla entre el negro y el rosa ya se alza con un claro vencedor. Barbie, el filme de Greta Gerwig sobre la famosa muñeca de Mattel, le ha ganado el pulso a Oppenheimer, el biopic sobre el creador de la bomba atómica dirigido por Christopher Nolan. La película de Gerwig protagonizada por Margot Robbie y Ryan Gosling ha logrado recaudar 337 millones de dólares, es decir, 303 millones de euros, y de ellos 155 (casi 140 millones de euros) solo en las taquillas de Estados Unidos entre el jueves, cuando se estrenó, el viernes y el sábado. A la película de Nolan, protagonizada por Cillian Murphy, tampoco le ha ido nada mal: 174 millones de dólares recaudados en todo el mundo (80,5 de ellos solo en EE UU), unos 157 millones de euros.

En total, ambas han superado los 460 millones de euros de recaudación mundial, todo un hito, especialmente para unas salas de cines renqueantes donde ni las aventuras del último Indiana Jones de Harrison Ford ni las acrobacias por los aires de Tom Cruise en la reciente entrega de Misión: Imposible han logrado remontar una recaudación que, desde la pandemia, sigue muy floja.

Por el momento y gracias a esos datos queda claro que Barbie y Oppenheimer, en un fenómeno conjunto bautizado como Barbenheimer, han conseguido complementarse y llevar a millones de personas a refrescarse, física y mentalmente, en las salas de todo el mundo. Tanto que su estreno conjunto ha hecho que este sea el cuarto mejor fin de semana de la historia en las taquillas estadounidenses, un fenómeno especialmente llamativo por no ser ninguna de las dos una película sobre superhéroes, a quienes les suele estar reservado el Olimpo del “No quedan entradas”.

El director Christopher Nolan y el actor Cillian Murphy en el estreno de 'Oppenheimer' en Londres, el 12 de julio de 2023.
El director Christopher Nolan y el actor Cillian Murphy en el estreno de 'Oppenheimer' en Londres, el 12 de julio de 2023.MAJA SMIEJKOWSKA (REUTERS)

Las dos películas baten algunos récords. Barbie, tras una inmensa campaña de marketing, se convierte en la cinta dirigida por una mujer con mejores cifras en su estreno en EE UU. También es ya el título con un mejor estreno en 2023, superando por unos 10 millones a la película sobre Super Mario Bros, el fontanero del videojuego de Nintendo, así como a las últimas franquicias de Spiderman y de Guardianes de la Galaxia. También es el mejor estreno de sus dos protagonistas, Robbie —también productora— y Gosling, y en la mejor para Warner más allá de una película de DC Comics o de una secuela. Además, Oppenheimer se convierte en la tercera mejor película de Nolan en su estreno, por detrás de las dos de El caballero oscuro. Es el tercer mejor estreno de una película autobiográfica, tras El francotirador en 2014 y La pasión de Cristo, de 2004.

Las cifras hacen que ambas películas superen muy de lejos sus costes de producción. Barbie ha supuesto 145 millones de dólares; ya ha duplicado esas cifras. Oppenheimer costó 100. Las dos han conseguido que este penúltimo fin de semana de julio sea el único del que se tienen registros en EE UU de que haya una película que supere los 100 millones y otra que alcance los 50. Se calcula que, en su país de origen, unas 200.000 personas han comprado entradas para ver las dos durante este fin de semana.

A ellas se les suma un tercer fenómeno, mucho más inesperado: el de la película independiente Sound of Freedom, El sonido de la libertad, una película guardada en un cajón desde 2018 y con cuyos derechos se ha hecho Angel Studios, que la distribuye gracias a un micromecenazgo por el que 7.000 personas sumaron cinco millones de dólares. Ha logrado superar los 110 millones de dólares desde su estreno, el 4 de julio, con la historia real de Tim Ballard, un extrabajador del Gobierno de EE UU que se marchó a Colombia y desde allí desarmó una red de tráfico de niños. Un trabajo polémico que ha encandilado incluso a Donald Trump, que organizó un pase de prensa en su casa de Nueva Jersey al que asistieron sus productores —el mexicano Jorge Verástegui, ultracatólico y fundador de un partido de extrema derecha en Hollywood—, su director y su polémico protagonista, Jim Caviezel.

Toda la cultura que va contigo te espera aquí.
Suscríbete

Babelia

Las novedades literarias analizadas por los mejores críticos en nuestro boletín semanal
RECÍBELO

Regístrate gratis para seguir leyendo

Si tienes cuenta en EL PAÍS, puedes utilizarla para identificarte
_

Sobre la firma

María Porcel
Es corresponsal en Los Ángeles (California), donde vive en y escribe sobre Hollywood y sus rutilantes estrellas. En Madrid ha coordinado la sección de Gente y Estilo de Vida. Licenciada en Periodismo y Comunicación Audiovisual, Máster de Periodismo UAM-EL PAÍS, lleva más de una década vinculada a Prisa, pasando por Cadena Ser, SModa y ElHuffPost.

Más información

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
_
_