Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

El PSOE preguntará a Wert sobre el apoyo al ajedrez como asignatura

La probabilidad de que el ministro muestre una actitud favorable parece alta

Campeonato de ajedrez en Ourense.
Campeonato de ajedrez en Ourense.

Esta vez los partidos se lo toman más en serio que en ocasiones similares. El PSOE preguntará en una sesión del control parlamentario al ministro de Educación, José Ignacio Wert, sobre el seguimiento de la decisión unánime de impulsar el ajedrez como herramienta pedagógica, tomada el pasado día 11. Y el PP se ha comprometido a que ese acuerdo no quede en algo anecdótico.

“Nos hubiera gustado plantearlo la próxima semana, pero hay debate del estado de la nación, y no hay sesión de control. Por tanto, esperamos registrar la pregunta a Wert en marzo”, explicó este viernes Pablo Martín, el ponente socialista de la Proposición no de Ley que se aprobó en la Comisión de Educación. Lo que el principal partido de la oposición pretende con esa iniciativa es un compromiso del ministro para que este asunto se trate pronto en la Comisión Intersectorial del Ministerio de Educación; dado que en ese organismo están representadas todas las Comunidades Autónomas, una decisión similar a la del pasado día 11 sería vinculante por ley.

Y la probabilidad de que el ministro muestre una actitud favorable parece alta, porque los portavoces del PP en la Comisión de Educación, Sandra Moneo y Francisco Cabrera, se mostraron a favor de que el apoyo unánime al ajedrez como herramienta educativa sea impulsado para que pueda convertirse en ley lo antes posible. Y dado que CIU, PNV, IU, UPyD, BNG y Foro Asturias votaron a favor, es improbable que lo hagan en contra en un ámbito distinto. A las fuerzas favorables debe añadirse en buena lógica Coalición Canaria, aunque no intervino en el debate porque no está representada en la Comisión de Educación: el Parlamento Canario también aprobó por unanimidad, en marzo de 2012, que el ajedrez sea una asignatura en horario lectivo. Pero aún no ha podido desarrollar esa decisión por falta de docentes preparados.

Aunque el texto aprobado es deliberadamente ambiguo, para facilitar la unanimidad, su espíritu quedó claro en las conversaciones de pasillos con los periodistas: lo más razonable es introducir el ajedrez en horario lectivo durante uno o dos cursos de Primaria (alumnos de 6 a 9 años), en los que el currículo está mucho menos sobrecargado que en Secundaria. Además, esa edad también resulta muy apropiada desde el punto de vista biológico, ya que la inteligencia abstracta está ya formada.

Si los partidos confirman la disposición favorable que anuncian, se creará la necesidad imperiosa de formar formadores masivamente. Sobre todo, docentes que aprendan ajedrez básico para una primera fase de alfabetización; con menos urgencia, ajedrecistas capacitados en pedagogía para los cursos más avanzados, que ya no serían obligatorios, sino optativos o extraescolares.

En algunas CC AA ya han avanzado mucho. Especialmente en Cataluña y Cantabria, donde llevan dos años con el ajedrez en horario lectivo como experiencia piloto, con un índice de satisfacción altísimo entre alumnos, padres y profesores, en ambos casos. Pero incluso en esos dos territorios haría falta formar a muchos más docentes para poder atender al 100% de los alumnos de Primaria.

A pesar de esos obstáculos, hay razones para ser más optimista que en ocasiones anteriores. El Senado español aprobó, en 1995 (con la abstención del PP), que el ajedrez fuera optativo, pero ningún Gobierno se hizo eco de ello. La decisión del Parlamento Europeo (marzo de 2012; 415 eurodiputados a favor) era una recomendación no vinculante; fue eficaz como propaganda, pero no ha tenido un seguimiento uniforme, aunque sí en varios países. Esta vez todo indica que la base política del acuerdo es muy sólida.