Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Madrid Central reduce la contaminación un 20% en el primer año

El área de bajas emisiones, que sigue en vigor pese a los anuncios de Almeida de descafeinarla, impulsa una bajada del dióxido de nitrógeno en casi toda la ciudad

Tráfico de vehículos en la zona de bajas emisiones Madrid Central, el pasado mes de septiembre.
Tráfico de vehículos en la zona de bajas emisiones Madrid Central, el pasado mes de septiembre.

Londres restringió el tráfico privado en el centro en 2003 y en Alemania ya hay 50 urbes que hacen lo mismo (Berlín comenzó en 2008). Madrid Central, la primera zona de bajas emisiones de España, llegó hace tan solo un año pero ha mostrado su eficacia y ha abierto el camino que seguirá Barcelona el año que viene. A pesar de que en la capital las restricciones se aplican en un área pequeña (de tan solo cinco kilómetros cuadrados), hay un efecto contagio en toda la ciudad: la concentración de dióxido de nitrógeno (NO2) se ha reducido este año en 21 de las 24 estaciones de medición de la capital respecto a la media de los nueve años anteriores, según un informe de Ecologistas en Acción basado en datos municipales. En el interior de Madrid Central, la reducción ha sido de un 20%, pero también hay bajadas significativas en otros puntos de la ciudad. Esta mejora no se puede achacar a la climatología: hasta noviembre, 2019 ha sido el tercer año más seco de la década. La contaminación atmosférica causa más de 10.000 muertes al año en España, según la Organización Mundial de la Salud (OMS)

El Consistorio de Manuela Carmena puso en marcha esta iniciativa el 30 de noviembre de 2018. Es un área de tráfico restringido a la que solo pueden acceder los residentes y los vehículos con etiqueta B o C (según la clasificación de la Dirección General de Tráfico) que se dirijan a un aparcamiento de uso público, además de los repartidores y el transporte público. Los vehículos sin etiqueta, los más antiguos, no pueden entrar en el área (salvo que sean de los residentes). Con estas medidas se elimina tanto el tráfico de paso como el de los vehículos más contaminantes. Durante los primeros tres meses no se multaba a los infractores, sino que solo se les enviaba una carta informativa. Las sanciones arrancaron el 16 de marzo.

Reducción de la contaminación

de NO2 en Madrid

Porcentaje de variación entre la media de 2010-2018 y 2019

10

+9%

Juan Carlos I

La estación que

más ha aumentado

la contaminación

5

+3%

E. de Vallecas

0

0%

Villaverde

–3%

Barajas Pueblo

Plaza Elíptica

Escuelas Aguirre

–4%

-5

–5%

Vallecas

–6%

El Pardo

–7%

Urb. Embajada

Sanchinarro

Casa de Campo

–9%

-10

–10%

Moratalaz

–11%

Plaza de España

Ramón y Cajal

A. Soria y Farolillo

Mendez Álvaro

–13%

Barrio del Pilar

Castellana

-15

–15%

–16%

Cuatro Caminos

–18%

Plaza de Castilla

-20

–20%

Plaza del Carmen

Retiro

La única estación

dentro de

Madrid Central

-25

Tres Olivos

–27%

-30

Precipitaciones en los últimos

10 años

En litros por m3

600

Media de

los últimos

10 años

500

400

292,5

300

200

2019 ha sido

el tercer año

con menos precipitaciones

desde 2010

100

0

2010

2019

Fuente: Fuente: Ayuntamiento de Madrid y

Ecologistas en Acción

EL PAÍS

Reducción de la contaminación

de NO2 en Madrid

Porcentaje de variación entre la media de 2010-2018 y 2019

10

+9%

Juan Carlos I

La estación que

más ha aumentado

la contaminación

5

+3%

E. de Vallecas

0

0%

Villaverde

–3%

Barajas Pueblo

Plaza Elíptica

Escuelas Aguirre

–4%

-5

–5%

Vallecas

–6%

El Pardo

–7%

Urb. Embajada

Sanchinarro

Casa de Campo

–9%

-10

–10%

Moratalaz

–11%

Plaza de España

Ramón y Cajal

A. Soria y Farolillo

Mendez Álvaro

–13%

Barrio del Pilar

Castellana

-15

–15%

–16%

Cuatro Caminos

–18%

Plaza de Castilla

-20

–20%

Plaza del Carmen

Retiro

La única estación

dentro de

Madrid Central

-25

Tres Olivos

–27%

-30

Precipitaciones en los últimos 10 años

En litros por m3

600

Media de

los últimos

10 años

500

400

292,5

300

200

2019 ha sido

el tercer año

con menos precipitaciones

desde 2010

100

0

2010

2019

Fuente: Fuente: Ayuntamiento de Madrid y

Ecologistas en Acción

EL PAÍS

Reducción de la contaminación de NO2 en Madrid

Porcentaje de variación entre la media de 2010-2018 y 2019

10

+9%

Juan Carlos I

La estación que

más ha aumentado

la contaminación

5

+3%

E. de Vallecas

0

0%

Villaverde

–3%

Barajas Pueblo

Plaza Elíptica

Escuelas Aguirre

–4%

-5

–5%

Vallecas

–6%

El Pardo

–7%

Urb. Embajada

Sanchinarro

Casa de Campo

–9%

-10

–10%

Moratalaz

–11%

Plaza de España

Ramón y Cajal

A. Soria y Farolillo

Mendez Álvaro

–13%

Barrio del Pilar

Castellana

-15

–15%

–16%

Cuatro Caminos

–18%

Plaza de Castilla

-20

–20%

Plaza del Carmen

Retiro

La única estación

dentro de

Madrid Central

-25

Tres Olivos

–27%

-30

Precipitaciones en los últimos 10 años

En litros por m3

600

Media de

los últimos

10 años

500

400

292,5

300

200

2019 ha sido

el tercer año

con menos precipitaciones

desde 2010

100

0

2010

2019

Fuente: Fuente: Ayuntamiento de Madrid y Ecologistas en Acción

EL PAÍS

Madrid Central reduce la contaminación un 20% en el primer año

La medida ha impulsado una gran reducción del dióxido de nitrógeno (NO2), el gas contaminante que procede de los vehículos. “Desde 2010 Madrid ha incumplido los niveles de NO2 y ese incumplimiento ha motivado la amenaza de sanción por parte de la Unión Europea”, explica Xavier Querol, profesor de Investigación en Geoquímica Ambiental del CSIC. Pero este año ha comenzado a cambiar. La estación de la plaza del Carmen, la única en el interior de Madrid Central, ha marcado desde 2010 un valor promedio de 45 microgramos por metro cúbico (mg/m3), por encima del límite saludable que establece la UE de 40 mg/m3; en los 11 meses de este año, en cambio, se sitúa en 36 mg/m3, lo que supone una reducción del 20% respecto a la media de la década. Lo mismo ocurre en estaciones cercanas, como plaza de España, donde se reduce un 11%, o Retiro, donde la bajada también es del 20%. Pero va más allá, ya que también hay disminuciones en el paseo de la Castellana (15%), Cuatro Caminos (16%) y hasta en la plaza de Castilla (18%). “La medida ha impulsado una reducción del tráfico en toda la ciudad”, explica Juan Bárcena, de Ecologistas en Acción.

La climatología también influye a la hora de reducir la polución (a más lluvia y viento, menos contaminación). Sin embargo, la organización ecologista destaca que estos buenos datos no pueden achacarse a las lluvias, ya que este año ha sido el tercero más seco de la serie, solo por detrás de 2017 y 2015, tanto en días de lluvia como en precipitación total expresada en litros por metro cuadrado (l/m2), según datos de la estación de Retiro de la Agencia Estatal de Meteorología (Aemet). “Casualmente 2017 y 2015 son los peores en niveles de NO2 de los últimos años. Hay fuerte correlación entre año seco y alto NO2, aunque haya otros parámetros de meteorología que influyen (inestabilidad, viento, más difíciles de tabular y que, además, en general van unidos a las lluvias). 2019 claramente se sale de esta correlación”, señala el informe.

Para Bárcena, estos datos demuestran que “en 11 meses de funcionamiento en 2019 se han producido unos resultados bastante buenos. Se ha bajado mucho la contaminación en la zona de Madrid Central, pero se ha notado una reducción en toda la ciudad”. En su opinión, “esto demuestra que Madrid Central es una actuación beneficiosa para mejorar la calidad del aire en toda la ciudad, aunque no resuelve todo el problema”, por lo que las autoridades “deberían garantizar que sigue funcionando y tomar nuevas medidas de restricciones en el resto de la ciudad”. Entre ellas, “actuar sobre el tráfico metropolitano, que todavía sigue provocando un aumento de contaminación en las estaciones más periféricas”. Si se mantienen estos datos en diciembre, la mayoría de las estaciones cumplirán con el límite establecido por la UE.

Pero esas medidas no parecen cercanas. José Luis Martínez-Almeida acudió a la campaña electoral de mayo con el lema “Con Almeida se acabó Madrid Central”. Tras resultar elegido gracias a los votos de Ciudadanos y la ultraderecha de Vox, aprobó una moratoria de multas que hizo que la contaminación se volviera a disparar durante unos días. Pero varios jueces anularon esa polémica medida, contestada en la calle con manifestaciones y protestas, y reinstauraron las sanciones.

Mapa del área de bajas emisiones Madrid Central.
Mapa del área de bajas emisiones Madrid Central.

Menos restricciones

En septiembre, el Consistorio madrileño anunció que limitaría las restricciones en el centro, permitiendo a los vehículos con etiqueta C atravesar el área con un nuevo plan que se denomina Madrid 360. Sin embargo, ese anuncio no se ha traducido en ninguna modificación de la ordenanza, por lo que Madrid Central sigue en vigor tal y como lo creó el anterior equipo municipal. Únicamente se han instalado unas pantallas para anunciar de las plazas libres en los aparcamientos públicos, medida ya prevista. El Ayuntamiento se remite a declaraciones anteriores de que Madrid Central “no funciona” y que pretende sustituirlo por Madrid 360.

A pesar de su intención de dejar sin efecto la zona de bajas emisiones y de eliminar carriles bici para devolverle ese espacio al coche, el Ayuntamiento ha instalado un polémico y enorme cartel en la Puerta de Alcalá donde se lee: "Madrid Green Capital" (Madrid capital verde). Un reconocimiento que otorga la Unión Europea a ciudades que realmente luchan contra la contaminación y que el Consistorio se ha apropiado. “Es muy contradictorio que pretendan hacer gala de lo sostenible de nuestra ciudad con la marca ficticia de Madrid Green Capital mientras anuncian medidas para incentivar la llegada del tráfico privado al centro de Madrid como bajar el precio de los aparcamientos públicos, ampliar las plazas de parking o decir que no iban a restringir el tráfico durante la Navidad”, dice Rita Maestre, portavoz municipal de Más Madrid. En su opinión, “Almeida está haciendo una gestión muy ideológica de Madrid Central que está provocando mucho caos y mucha incertidumbre. Mucha gente no sabe si está en pie o no. El Ayuntamiento ha anunciado muchas cosas y no ha aprobado todavía nada”.

El científico Xavier Querol pide mantener y ampliar la zona de bajas emisiones. “Madrid Central es la primera piedra que se ha puesto en una ciudad española para actuar sobre el tráfico privado. Por supuesto, no hay que quitarla, sino dejarla y construir más medidas alrededor de ella”, señala. Por eso propone nuevas zonas con restricciones “menos agresivas” en un área mucho mayor, de al menos 200 kilómetros cuadrados, en la que se impida el paso a los vehículos sin etiqueta.

Se adhiere a los criterios de The Trust Project Más información >

Más información