Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Las muertes de inmigrantes que intentan llegar a España por mar se disparan un 150% hasta abril

Las llegadas de pateras han crecido un 38%, según la Organización Internacional para las Migraciones

Grupo de 38 inmigrantes rescatados este martes en Tarifa tras llegar a la costa en patera.
Grupo de 38 inmigrantes rescatados este martes en Tarifa tras llegar a la costa en patera. EFE

Cada vez más inmigrantes se lanzan al Mediterráneo para tratar de alcanzar España. En el primer trimestre de 2018, la Organización Internacional para las Migraciones (OIM) ha registrado 3.345 llegadas por mar, un 38% más que en el mismo periodo de 2017. Pero no solo crece el número de migrantes que logran llegar a destino, sino también se dispara el de quienes no lo consiguen y mueren durante el trayecto. Al menos uno al día, de media, según la ONG. Entre enero y marzo fallecieron 120 personas, un 150% más que en el primer trimestre del año pasado.

Estrella Galán, secretaria general de la Comisión Española de Ayuda al Refugiado (CEAR), afirma que en 2018 el número de llegadas se ha multiplicado casi "por dos" y la de fallecidos casi "por tres", según ha detectado la ONG. Los lugares de salida más comunes son Argelia y Marruecos, tal y como pasó en 2017, cuando los migrantes que arribaron a España fueron 22.103 (el 13% del total del Mediterráneo). Pero cada vez más personas se lanzan al Mediterráneo occidental, asegura Galán, y aumentan los riesgos.

El número de llegadas a Italia este año, pese a ser el más elevado, se ha desplomado un 73% (de 23.145 a 6.161). En 2017 el Gobierno italiano firmó un acuerdo con Libia para limitar la salida de pateras de ese país hacia sus costas.

La ruta de Turquía a las islas griegas ha vuelto a crecer, según la OIM, después de que los acuerdos entre la UE y Turquía sobre la gestión de los flujos migratorios hubiesen limitado las llegadas en 2017. Este año han llegado por el Egeo 5.098 personas, casi un 40% más que en el mismo período del año pasado. La ruta que tiene España como destino final es la que ha registrado el segundo mayor incremento con respecto al mismo periodo de 2017 (un 38% más).

Para Estrella Galán de CEAR los Gobiernos europeos persiguen políticas "desacertadas" de "externalización de las fronteras" y no quieren "resolver el problema y respetar los derechos humanos". En el Mediterráneo central, mantiene Galán, las embarcaciones de las ONG activas en la búsqueda y rescate de migrantes han pasado de 13 a una, porque las autoridades "criminalizan" su trabajo, lo que supone mayor dificultad en llevar a cabo las operaciones.

El caso más reciente al que hace referencia la secretaria general de CEAR es la decisión de Italia de inmovilizar un barco de la ONG catalana Proactiva Open Arms, acusada por la fiscalía de favorecer "la inmigración clandestina". Galán constata que en 2018 más personas corren el riesgo de naufragar en el Mediterráneo. Según los datos de CEAR, este año uno de cada 27 migrantes que han intentado llegar a Europa por mar ha muerto, mientras que en 2017 esta suerte le tocó a uno de cada 34. "Cruzar el Mediterráneo es cada vez más mortífero", afirma Galán.

Las cifras de las autoridades españolas no están actualizadas como las de la OIM. Los últimos datos del Ministerio de Interior se refieren a la primera quincena de marzo y hablan de 2.828 inmigrantes irregulares que llegaron al país desde el 1 de enero, un 45% más con respecto al mismo periodo del año anterior. Las pateras localizadas fueron 125 frente a las 85 de 2017. Interior afirma que no posee datos acerca de los migrantes que fallecieron durante el viaje a España.

Por su lado, Salvamento Marítimo, la entidad controlada por el Ministerio de Fomento que gestiona las emergencias marítimas, ha comunicado a EL PAÍS que ha rescatado entre enero y febrero de este año 2.216 personas con vida y que, de momento, se han contabilizado 27 fallecidos o desaparecidos. De estos, diez fueron hallados en la zona del Estrecho de Gibraltar. Las autoridades de Marruecos han rescatado a 610 migrantes. En el mismo periodo de 2017, Salvamento Marítimo rescató a 1.444 migrantes y encontró a 29 fallecidos o desaparecidos. En marzo del año pasado las personas rescatadas fueron 650 y las fallecidas o desaparecidas contabilizadas, cuatro.

En total, a fecha del 28 de marzo la OIM había contabilizado la llegada en 2018 de 14.651 migrantes a través del Mediterráneo a Italia, España, Grecia y Chipre, y 498 fallecidos o desaparecidos. En el mismo periodo del año pasado, las llegadas fueron 29.221 y los muertos o desaparecidos, 800.

Más información