Opinión
i

El eslabón más débil

Celebramos la reapertura de un restaurante grande, mientras silenciamos el supremo ejercicio de supervivencia que significa la vuelta a la vida del bar de barrio, del café de la esquina

Una mujer limpia la mesa de un restaurante en Acapulco.
Una mujer limpia la mesa de un restaurante en Acapulco.Nayeli Cruz / Nayeli Cruz

Los restaurantes están entre las víctimas más visibilizadas de la covid-19, aunque no sea igual para todos. Nadie muestra el descalabro de los comedores humildes, el pozo en el que se ven sumidos tantos negocios familiares o el devaluarse para intentar sobrevivir de las cocinas medias. Celebramos la reapertura de un grande, mientras silenciamos el supremo ejercicio de supervivencia que significa la vuelta a la vida del bar de barrio, del café de la esquina. Importa menos el local donde sirven el café de cada mañana que el mito e...

Más información