Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Tracey Emin y José Pizarro, la receta de la amistad

Tracey Emin y José Pizarro, retratados en Londres en el estudio de la artista.
Tracey Emin y José Pizarro, retratados en Londres en el estudio de la artista.

EL CHEF cacereño José Pizarro, quien, con sus tres restaurantes en Londres, es uno de los grandes exponentes de la cocina española en la capital británica, siempre había soñado con tener una obra de Tracey Emin. Pero el destino le depararía algo mucho mejor: una estrecha relación con ella. “Mi galería, la White Cube, está en la misma calle que el local de José. Sabía quién era él y pensaba que, al tratarse de un cocinero famoso, sería distante, casi intocable. Pero resultó ser muy amable y sonriente. No recuerdo en qué momento pasó de ‘ese chef tan agradable’ a convertirse en un amigo”, explica la artista británica, célebre por obras como la instalación My Bed (1999). Seis años después de su primer encuentro, Pizarro la considera “casi una mentora” y es el orgulloso poseedor de cinco emins, “y ya hay otro de camino”: ella está barruntando una pieza que creará ex profeso para su restaurante. “No quiero simplemente darle algo para que lo cuelgue en la pared, sino hacer algo especial”, tercia la artista. Pizarro es una de las pocas personas a quienes Emin ha permitido ser testigo de su proceso creativo: “Pintar es un proceso muy íntimo, no es algo que normalmente haga delante de otros. Pero a él le entusiasma, y su energía alimenta la mía”. “Con la comida pasa algo parecido”, añade el español. “A la gente le gusta sentarse a nuestro lado y vernos cocinar”. Pizarro ha guisado para Emin en varias ocasiones y hasta en países diferentes. Una de esas veces, ella padecía un jet lag espantoso y se sentía incapaz de probar bocado. Él le dijo que le prepararía cualquier cosa, lo que más le apeteciera. “Lo miré y le contesté: ‘Una tostada con alubias’. José no se lo podía creer, ¡es comida de niño!”. Pero, por supuesto, Pizarro improvisó una tostada. Para eso están los amigos.