Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra
CARTAS AL DIRECTOR

Sanidad a la americana

Mi tío Salvador emigró con 17 años a Cuba y tuvo que rehacer su vida en Estados Unidos, donde alcanzó una envidiable situación económica. Estos días hablábamos de “su sanidad”: paga muchísimo por la póliza familiar y después, aparte, por las distintas prestaciones: que tiene; su medicación, cada visita a urgencias y al médico de cabecera, cada ingreso hospitalario...

Esta es la sanidad hacia la que nos empuja la ola neoliberal, que defienden Romney y Aguirre. Búsqueda de oportunidad de negocio para empresas del sector, invirtiendo grandes cantidades de dinero, comprando redes sanitarias y preparando el reparto del gran pastel. Del que solo les separa un sistema sanitario modélico, público, gratuito, con buenos profesionales, un costo en porcentaje del PIB razonable.

Para montar el negocio es necesario deteriorarlo, desprestigiarlo, atacar a sus profesionales, disminuir las inversiones y decir que no es sostenible,

Españolito de a pie... es la sanidad la que te quitan. Si eres lo suficientemente hecho a ti mismo e independiente del Estado... tendrás sanidad a la americana. Si no, solo beneficencia.— Joaquín Aracil.

Puedes seguir EL PAÍS Opinión en Facebook, Twitter o suscribirte aquí a la Newsletter.