Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

La Seguridad Social pierde 212.984 afiliados, el peor dato en agosto desde 2008

El paro aumentó en 54.371 personas el mes pasado, el mayor incremento en un mes de agosto desde 2010

El mercado laboral español acusa la incertidumbre y ofrece claros síntomas de ralentización. Con 212.000 trabajadores menos, la afiliación a la Seguridad Social registró este año la mayor caída en un mes de agosto desde 2008. El ritmo de creación de empleo se reduce incluso cuando se cocinan los datos para eliminar de la estadística la elevada estacionalidad propia del mes de agosto, un mes siempre negativo para la ocupación. Y el deterioro se produce a pesar de que la contratación del sector público está amortiguando la desaceleración. Con todo, en los últimos doce meses se acumula un aumento de 480.000 afiliados, una cifra menor que los 600.000 que se han llegado a alcanzar pero que todavía muestra una tendencia positiva.

Oficina de Empleo en Dos Hermanas, Sevilla. En video, el secretario de Estado de Seguridad Social, Octavio Granado, anunica los datos de paro y afiliación a la Seguridad Social.

El paro registrado aumentó en agosto en 54.371 personas para situarse en un total de 3,06 millones de desempleados. Y la afiliación a la Seguridad Social perdió 212.984 cotizantes y se coloca en los 19,32 millones de trabajadores, según las cifras del Ministerio de Trabajo publicadas este martes. Se trata de un mes en el que siempre hay una elevada estacionalidad por la destrucción de empleo que conlleva el periodo vacacional. Aunque se siguen creando puestos de trabajo en la hostelería o en actividades sanitarias, el resto de sectores elimina muchos más. Y en ramas como la educación o la construcción se prodiga la práctica fraudulenta de dar de baja los contratos por vacaciones para ahorrarse costes.    

La desaceleración del mercado laboral se nota y es acusada. Los datos de paro y afiliación son ligeramente peores que los del año pasado. La caída de 212.000 afiliados supone la mayor en un mes de agosto desde 2008, la segunda mayor en ese mes en lo que va de siglo y el peor agosto desde que se inició la recuperación. Y el incremento del paro es el más alto en este mes desde 2010.

La Seguridad Social pierde 212.984 afiliados, el peor dato en agosto desde 2008

Además, la contratación indefinida se desploma un 19,9% interanual y son ya siete meses seguidos de descensos. Respecto a estos retrocesos en la contratación indefinida, el Gobierno alega que se deben a que ha suprimido el contrato indefinido con despido gratis durante el primer año, el llamado oficialmente de emprendedores y que se creó en la reforma laboral de 2012. También influye que esté disminuyendo la conversión de temporales a indefinidos.

La Seguridad Social pierde 212.984 afiliados, el peor dato en agosto desde 2008

No obstante, la tendencia de fondo sigue siendo positiva en un contexto de gran incertidumbre económica. La afiliación ha ganado 480.413 ocupados en los últimos doce meses, un 2,55% más. Si bien es algo menos que en los años anteriores, cuando se llegaron a crear unos 600.000 empleos y crecer al 3,5%, constituye todavía un ritmo muy robusto. Y los 19,3 millones de ocupados alcanzados representan la mayor cifra registrada en un mes de agosto de la serie histórica. Por otra parte, el desempleo contabilizado en las oficinas públicas de empleo se redujo en el último año en 116.264 personas, un 3,65% interanual menos.

En términos desestacionalizados, una vez se tratan los datos para suprimir los altibajos propios de la temporada del año y el calendario, la afiliación ha aumentado en más de 10.000 trabajadores y acumula 69 meses seguidos de creación de empleo. Sin embargo, el paro ha crecido en 4.300 personas y supone el tercer mes consecutivo en el que desempleo empeora en las estadísticas que excluyen los efectos estacionales.

La Seguridad Social pierde 212.984 afiliados, el peor dato en agosto desde 2008

Se estaban esperando estas estadísticas para poder conocer cuánto se está ralentizando la actividad. Y la respuesta es mucho. Si se excluyen los números de administraciones públicas, sanidad y educación, la creación de empleo privada crece a ritmos del 2,0% interanual. En solo ocho meses se ha frenado bastante desde el 2,9% que se anotaba a inicios de año. En cambio, la tasa de aumento de ocupación en el sector público avanza al 3,9% una vez restadas las incorporaciones de cuidadores no profesionales, cuyas cuotas paga el Estado desde abril.

Como explica el director de Estudios de Randstad, Valentín Bote, la ralentización también puede apreciarse con claridad en la serie desestacionalizada. El crecimiento promedio del año pasado ascendió a los 47.000 afiliados al mes. En los ocho primeros meses de este año, la cifra ha bajado hasta los 32.000 mensuales. Y en agosto solo fueron 10.000. "Todavía la aportación es positiva, pero la ralentización resulta más que notable debido al agotamiento del ciclo económico y las múltiples incertidumbres externas e internas", señala Bote.   

"Los datos muestran una notable ralentización del empleo en los meses de verano, sobre todo en hostelería y construcción, lo que acabará lastrando al consumo de las familias. Si a ello se añade el impacto que la incertidumbre, tanto externa (Brexit, proteccionismo, menor empuje de nuestros socios) como interna (situación política), está teniendo sobre la inversión productiva, todo apunta a una creciente pérdida de dinamismo del PIB", explica una nota del servicio de estudios de Bankia.

Según destaca el Ministerio de Trabajo, la afiliación por sectores creció en agosto en actividades sanitarias y servicios sociales (22.124). Por el contrario, disminuyó en educación (-59.630), construcción (-27.464), industria manufacturera (-22.760), actividades artísticas y de entretenimiento (-16.063), actividades administrativas (-14.224), actividades científicas (-12.180), comercio (-12.062) y Administración Pública (-10.668). En la hostelería solo se crearon 2.860 puestos de trabajo, un dato bajo que sin embargo se explica en parte porque el patrón está cambiando y la contratación del sector se adelanta a julio o incluso antes. En lo que va de año llama la atención la destrucción registrada en el régimen de empleadas del hogar: caen en 12.851 entre enero y agosto. Y en tasa interanual su ocupación se desploma un 3,43%.  

Por comunidades, la afiliación a la Seguridad Social solo mejoró en agosto en Asturias (1.679) y Cantabria (999). Y descendió en todas las demás. Los mayores retrocesos se dieron en Cataluña (-65.190) y Madrid (-43.691). El paro registrado únicamente bajó en Castilla y León (-6) y se elevó en el resto. Los mayores incrementos fueron los de Comunidad Valenciana (13.093) y Cataluña (12.588).

A finales de julio, los beneficiarios de prestaciones por desempleo fueron 1,8 millones, un 6% más que un año antes. La cobertura del sistema de protección asciende al 66,1% de los parados, seis puntos porcentuales más que en julio del año pasado. El gasto mensual en ayudas alcanza los 1.567 millones mensuales, un 11,9% más que hace doce meses tras la ampliación de la cobertura a mayores de 52 años.

Se adhiere a los criterios de The Trust Project Más información >

Más información