Irlanda publica listas como la que propone Montoro pero Reino Unido no

El ministro apoyo su proposición contra los defraudadores diciendo que los británicos lo hacían

El primer ministro de Irlanda, Enda Kenny, a la derecha, y el ministro de Finanzas, Michael Noonan
El primer ministro de Irlanda, Enda Kenny, a la derecha, y el ministro de Finanzas, Michael NoonanERIC VIDAL (REUTERS)

Irlanda sí hace pública la lista de defraudadores, pero Reino Unido prefiere no hacerlo. Aunque el Tesoro británico tiene poderes desde 2010 para hacer públicos los datos de quienes defrauden más de 25.000 libras (31.000 euros), esos poderes buscan presionar al defraudador para que colabore con Hacienda, en cuyo caso tiene derecho al anonimato. El Gobierno ha descartado específicamente en las últimas semanas recurrir a la táctica de publicar los nombres de los defraudadores para avergonzarles, lo que en inglés se denomina name and shame.

Desde 1997, Irlanda publica cada trimestre la lista de contribuyentes condenados por algún delito fiscal relacionado con cualquier tributo

El Ministro de Hacienda, Cristóbal Montoro, anunció este jueves que pretende crear una lista pública con los principales defraudadores y morosos con el fisco. Hacienda asegura que llevan semanas estudiando la medida que está inspirada en la experiencia que aplican países como Reino Unido e Irlanda.

Desde 1997, Irlanda publica cada trimestre la lista de contribuyentes condenados por algún delito fiscal relacionado con cualquier tributo, desde el Impuesto de Sociedades al IRPF, IVA, gasolina, tabaco, alcoholes, contrabando, gastos médicos, devoluciones fiscales indebidas, etcétera. La lista incluye el nombre, dirección, ocupación, montante de la multa, años de la pena de prisión impuesta y número de acusaciones. El sistema irlandés se utiliza también en algunos estados de Estados Unidos, como California y Nueva York, y algunos municipios.

Si hay colaboración, hay anonimato

En Reino Unido, una ley que entró en vigor en 2010 da poderes al Tesoro para publicar el nombre de los evasores que defrauden más de 25.000 libras, incluso en casos resueltos por la vía civil. Hasta entonces solo se podía desvelar la identidad de los condenados por vía penal. Sin embargo, esos defraudadores tienen derecho a mantener el anonimato si colaboran con el fisco, por lo que ese poder se utiliza sobre todo para incitar a la colaboración.

Así se ha reafirmado este mismo mes el Tesoro al negarse a publicar la lista de 500 británicos investigados por tener cuentas opacas de HSBC en Suiza. La lista, con un total de 6.000 nombres, fue entregada por la actual directora-gerente del FMI, Christine Lagarde, cuando era responsable de Finanzas de Francia.

En Reino Unido las listas se usan para sobre todo para incitar a la colaboración de los defraudadores

De toda la lista, solo un evasor ha sido condenado e identificado. Se trata del promotor inmobiliario Michael Shanly, que tiene una fortuna estimada en 200 millones de euros y ha tenido que pagar una multa de medio millón por no declarar el dinero que le dejó en herencia su madre en una cuenta en Ginebra. El Tesoro británico ha preferido pactar con los demás defraudadores, que mantienen el anonimato y evitan el procesamiento criminal a cambio de pagar los impuestos evadidos más la correspondiente multa.

En Grecia, el periodista Costas Vaxevamis fue procesado el mes pasado por publicar los nombres de los casi 2.000 empresarios, financieros y políticos de su país que figuran en la lista de Lagarde. Vaxevamis fue absuelto, pero el Gobierno ha recurrido el fallo.

Normas

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS