Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra
Feria Internacional del Libro de Guadalajara

La literatura como fervor popular

El homenaje a Carlos Fuentes, espejo de las pasiones que despierta la cita mexicana

No hacía falta, pero el moderador fue pronunciando en voz alta los nombres de los escritores allí reunidos para homenajear a Carlos Fuentes. Y tras cada nombre -Carlos Monsiváis, Sergio Ramírez, José Emilio Pacheco...- el público que abarrotaba la sala rugía de entusiasmo, aplaudía, tiraba fotos, hasta alcanzar el delirio cuando escuchó los nombres de Gabriel García Márquez y del homenajeado. Un entusiasmo parecido sólo puede encontrarse fuera de aquí en una cancha de fútbol, pero difícilmente en un lugar consagrado a la literatura. El homenaje a Carlos Fuentes por su 80 aniversario tuvo, en la Feria Internacional del Libro de Guadalajara, el broche de la emoción.

Desde el estrado, Carlos Fuentes pudo confirmar que sus lectores se escapan de cualquier patrón de edad o procedencia social. Seguramente el lector mexicano no ame ni más ni menos la literatura que el de cualquier otro país, pero sí expresa su devoción por sus autores predilectos sin complejos ni remilgos. A voz en grito.

García Márquez y Fuentes intentaron escribir guiones de cine al alimón

Se reedita 'La región más transparente', que se publicó hace medio siglo

Los integrantes de la mesa se contagiaron del carácter festivo. El propio Fuentes caricaturizó la época lejana en la que él y García Márquez intentaron dedicarse -con más voluntad que acierto- a la escritura de guiones cinematográficos. "Decidirnos por un adjetivo nos llevaba toda la mañana, discutíamos por una coma una tarde entera". Aquel bendito fiasco los llevó a hacerse un juramento mutuo: dedicar su vida a la literatura. "Nos hemos encontrado a lo largo de la vida", recordó Fuentes ante la emoción de su amigo en silencio, "en París, Barcelona, Cartagena de Indias y en el Distrito Federal. La nuestra es una amistad memorable hecha de momentos perdurables...".

Y así, juntos, seguían ayer los dos. El mexicano recién cumplidos los 80 años. El colombiano, un año mayor. Desde ahora, con algo más en común. Como hicieran con Cien años de soledad, las academias de la lengua española acaban de publicar una nueva edición de La región más transparente. La edición de la novela de Carlos Fuentes, que ha corrido a cargo de la editorial Alfaguara y tendrá una tirada de 400.000 ejemplares, surgió de un desayuno en Cartagena de Indias que compartieron José Moreno de Alba, Gonzalo Celorrio y el académico Juan Luis Cebrián. "Después de Cien años de soledad", contó ayer Cebrián durante uno de los coloquios que compartió con Carlos Fuentes, "pensamos que sería un acto de justicia y un acto de homenaje a todos nosotros la publicación de La región más transparente". Una reedición que, además, coincide con el 50 aniversario de su publicación y con el 80 aniversario del nacimiento del escritor mexicano, de quien Cebrián dijo: "Carlos es el primer intelectual en lengua española, y ha dedicado toda su vida a servir a los intereses de todos aquellos que habitamos eso que él ha denominado el territorio de la mancha, que es también el territorio de los manchados, de los mestizos, de los que sabemos que todos somos iguales y todos somos distintos porque nos mezclamos unos con otros en el idioma, en la cultura, en la sangre y en nuestros sueños. A esta patria común del territorio de la mancha ha dedicado Fuentes su vida y es de justicia que sus habitantes le demos las gracias".

Aunque el homenaje a Fuentes fue el acto central de las últimas horas, la actividad frenética de la 22ª Feria del Libro de Guadalajara no cesó ni un momento. Las presentaciones de libros, las mesas redondas, los contactos entre profesionales para adquirir derechos o apalabrar traducciones se prolongan desde primera hora de la mañana hasta última de la noche.

Pero lo que diferencia a esta feria de otras es el público que paga religiosamente su entrada para entrar en contacto con los libros y sus autores. Los de primera línea que este año han venido -António Lobo Antunes, Ken Follet, Fernando Savater, además de los antes citados- tienen verdaderos problemas para llegar de un lugar a otro sin ser interrumpidos mil veces por lectores que les piden una firma o una fotografía compartida. El acabose puede llegar mañana, cuando Arturo Pérez-Reverte y los integrantes de Los Tigres del Norte -sin duda los cantantes de narcocorridos más famosos de México- toreen al alimón en el escenario de la feria.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Martes, 2 de diciembre de 2008