Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra
Crítica:LIBROS

Dinero para la integración

Los microcreditos, una innovadora forma de financiación para los más desfavorecidos, se ha extendido desde la India, donde Muhammad Yunus, premio Nobel de la Paz, puso la idea en marcha, hasta otros continentes de una forma muy discreta, una verdadera revolución silenciosa. Al mercado español llegaron hace cinco años de la mano de tres cajas de ahorros: Caixa Catalunya, BBK y Caja Granada. Luego se han ido incorporando otras entidades y, desde 2002, ya se han concedido más de 9.000 microcréditos por un importe total superior a los 97.000 euros, con una media de 10.762 euros y con una tasa de recuperación del 95%.

Los autores de esta obra -Antonio-Claret García es presidente de Caja Granada y Jesús Lens es el responsable del área de microcréditos de esa misma entidad- afirman, de entrada, que el microcrédito no va a acabar con la pobreza, las injusticias y las desigualdades que hay en el mundo, pero "estamos convencidos de que es muy útil para muchas personas que, gracias a su trabajo y su esfuerzo, mejorarán su existencia y la de sus familias".

Microcréditos, la revolución silenciosa

Antonio-Claret García y Jesús Lens

Editorial Debate / Random House Mondadori

ISBN 978-84-8306-735-2

Así las cosas, los autores parten de la filosofía de que todas las personas son iguales y libres cuando no tienen que depender de otros para vivir, ni siquiera del Estado. "Somos iguales cuando tenemos la capacidad para salir adelante por nuestros propios medios", proclaman, "con lo que eso conlleva de libertad para pensar, opinar y decidir sobre nuestro futuro y el de la sociedad".

El microcrédito, pues, surge como respuesta a una necesidad inherente al ser humano: pasar de sobrevivir a vivir, lo que no es una mera cuestión retórica. "En el mundo actual", recuerdan los autores, "por cada persona que vive libre hay decenas que han de contentarse únicamente con sobrevivir". Una supervivencia, por otra parte, cuyo horizonte temporal no va más allá del día a día.

El microcrédito intenta acabar con esa tendencia, proporcionando a quien menos tiene una oportunidad para salir adelante por sus propios medios. Pero si ya se han demostrado sus bondades en los países menos desarrollados, señalan los autores, también los microcréditos tienen vigencia en las sociedades ricas con crecientes bolsas de desempleo, pobreza y marginación. "El microcrédito es, por tanto, una extraordinaria herramienta para la cooperación internacional bien entendida, pero también un magnífico instrumento para propiciar la integración laboral, financiera y social de miles de personas en las sociedades del Primer Mundo".

El libro sigue un esquema de trabajo basado en una doble visión. Por una parte, una perspectiva teórico-generalista acerca del fenómeno del microcrédito, desde su origen, historia y definición hasta sus perspectivas de futuro, repasando algunos hitos especialmente reseñables, como la celebración del Año Internacional del Microcrédito. Por otra, y desde un punto de vista más práctico, basándose en la propia experiencia de los autores, se cuenta la historia de los microcréditos de Caja Granada, cómo nacieron, cómo se gestionan y qué características tiene un sistema de microfinanzas en una sociedad desarrollada.

Así, en los últimos meses se están produciendo intercambios de información entre las cajas de ahorro españolas que ya han puesto en marcha sus sistemas de microcréditos y las que los quieren implantar. Cada entidad, señalan los autores del libro, busca una orientación determinada, dependiendo de la idiosincrasia y las características esenciales de la comunidad en la que se hallan: inmigrantes, mujeres en situación de riesgo o desempleados de larga duración.

"En cualquier caso", finalizan, "lo realmente importante es que cuaje la filosofía del microcrédito, que el concepto prenda en la sociedad y que la gente lo conozca, y para eso es necesario que las cajas de ahorros lo adopten, lo pongan en su catálogo de productos y lo gestionen de forma generalizada".

* Este artículo apareció en la edición impresa del Domingo, 26 de agosto de 2007

Más información

  • Antonio-Claret García y Jesús Lens