Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Galán alega sólo "cansancio" para cesar como director del Festival de San Sebastián

Diego Galán (Tánger, 1948), director del Festival de Cine de San Sebastián desde 1995 -en su segunda etapa-, anunció ayer en un acto oficial su decisión de abandonar el cargo en enero de 2001, por puro agotamiento, y despejó cualquier hipotética duda sobre su relación con las instituciones. "Siento cierto cansancio después de trece años", dijo. "Este es el trabajo más apasionante de mi vida, pero más que trabajo es militancia". Y añadió: "No hay ningún mal rollo con las instituciones. Me han dado absoluta libertad y me he sentido querido por sus representantes". Galán aprovechó para presentar en sociedad a Mikel Olaciregui, actual subdirector, que le sucederá en el cargo, y para transmitir que con este relevo pactado se garantiza la línea continuista de un festival que ha conquistado la estabilidad bajo su mandato. "Creo", confesó, " que esta es la primera transición de certamen que se hace sin ningún tipo de trauma". De hecho, las instituciones que conforman el festival, y que ayer le arroparon y felicitaron por su labor -Ministerio de Cultura, Gobierno vasco, Diputación de Guipúzcoa y Ayuntamiento-, han acogido de buena gana la sucesión, manifestó el alcalde Odón Elorza. Este apoyo y el hecho de que "ningún directivo se mueve de su sitio" ha impulsado a Olaciregui (Pasaia, 1956) a aceptar el reto. Licenciado en empresariales, ha estado vinculado al festival desde 1993 como gerente y ha ejercido de mano derecha de Galán desde 1995, por su perfil cinéfilo.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Jueves, 20 de julio de 2000