Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra
TERROR EN PERÚ

El ministro de Exteriores de Japón busca una solución pacífica

La máxima prioridad para Japón es garantizar la vida de los rehenes. Así lo ha dicho el primer ministro, Ryutaro Hashimoto, que coordina desde un gabinete Crisis las medidas a tomar en el drama de su embajada en Perú. "Es necesario lograr una solución pacífica", manifestó por su parte el titular de Exteriores, Yukihiko Ikeda, que ha sido enviado a Lima para mediar en la crisis. Se desconoce la misión específica de lkeda, pero diversos analistas señalan que Japón tiene en sus manos "una carta" para inducir al presidente peruano, Alberto Fujimori, que es, de origen japonés, a la negociación.La baza en cuestión puede ser la fuerte presencia económica, en Perú. Representantes de poderosas compañías de Japón se hallan entre los casi quinientos rehenes, de ellos mas de un centenar japoneses. Sin embargo, no le resulta fácil a Tokio pedir abiertamente la negociación con los terroristas.

Japón ha adoptado en otros incidentes de este tipo una conducta flexible y tiende a evitar la violencia. En 1972 cedió ante las exigencias económicas de un comando del Ejército Rojo japonés, que secuestró un avión de Japan Airlines con más de un centenar y medio de pasajeros. Y esa misma actitud tomó la compañía Sanyo este año, cuando uno de sus dirigentes fue secuestrado en Tijuana (México). Sin embargo, en mayo de 1995, una unidad especial de la policía acabó con la vida del secuestrador de un avión de la All Nippon Airways.

Las autoridades tokiotas han reconocido la escasa seguridad que reinaba en la residencia de su embajador. La cancillería había sido objeto de un atentado con un coche bomba en 1993. El Gobierno ha respondido con el silencio a las acusaciones de los secuestradores de ayudar masivamente al programa económico de Fufimori y ha suspendido los actos conmemorativos del 63º cumpleaños del emperador Akihito previstos para el lunes.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Viernes, 20 de diciembre de 1996