Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Andropov acepta desmantelar parte de los SS-20 si hay acuerdo en Ginebra

La URSS está dispuesta a desmantelar un "considerable número" de sus cohetes nucleares SS-20 si se llega a un acuerdo en las negociaciones de Ginebra sobre euromisiles. En una entrevista que hoy publica Pravda, el jefe del Estado soviético avanza por primera vez esta posibilidad.Yuri Andropov acepta, "en aras de un acuerdo honesto e igualitario en Ginebra", el desmantelamiento efectivo de los cohetes que rebasen el número total de los que suman Francia y el Reino Unido, lo que podría reducir el número de las rampas de lanzamiento de éstos a 162.

Hasta ahora, los soviéticos se habían limitado a decir que retirarían sus SS-20 de la parte europea de la URSS. Para los occidentales, la gran movilidad de los SS -20 hubiera convertido en casi simbólico este traslado.

Pasa a la página 2

Moscú considera sin base el temor de China y Japón a que los SS-20 apunten a ambos países

Viene de la primera página

La oferta de Yuri Andropov de desmantelar los cohetes SS-20 se produce en vísperas de que norteamericanos y soviéticos vuelvan a la mesa de negociaciones en Ginebra, cuando faltan menos de cuatro meses para que Estados Unidos comience a instalar sus euromisiles (Pershing II y de crucero) y se cumplen 22 del inicio de las conversaciones entre las dos superpotencias.

Por lo demás, el anuncio hecho por el dirigente soviético en sus declaraciones a Pravda no cambia sustancialmente las conocidas posiciones de la URSS al respecto: Moscú insiste en contabilizar los arsenales francés y británico y reitera su ofrecimiento de disminuir el número de sus ojivas nucleares, hasta hacerlo coincidir con el que poseen estos dos países.

El número uno soviético aprovecha la entrevista concedida al diario oficial del partido para calificar de "falta de base" la inquietud mostrada por China y Japón ante la posibilidad de que los SS-20 que fueron retirados de las regiones europeas de la URSS pasaran al Extremo Oriente, teniendo como nuevos blancos de sus cabezas nucleares a estos dos países.

En cualquier caso, el jefe del Estado sugería abiertamente que su país sigue queriendo circunscribir al territorio europeo los acuerdos sobre armas de alcance medio que se discuten en Ginebra. A este respecto, en la entrevista publicada en Pravda, Andropov afirma que los territorios del extremo oriente de la Unión Soviética "son completamente irrelevantes" en lo que respecta a estas negociaciones.

Yuri Andropov niega además que Estados Unidos esté mostrando alguna flexibilidad en las conversaciones de Ginebra y afirma que no existen esperanzas de que éstas progresen mientras que Washington siga manteniendo intactas sus actuales posiciones.

Ésta es la segunda concesión de cierta importancia que el Kremlin hace en este asunto durante los últimos cuatro meses. La anterior fue el pasado mes de mayo, cuando Moscú se ofreció a contar el número de cabezas nucleares y no el número de cohetes, con lo que se abrieron nuevas perspectivas en la larga y compleja negociación con Washington.

Reacciones en Washington

La propuesta de Andropov puede satisfacer una de las exigencias norteamericanas, pero no tiene en cuenta el rechazo occidental de incluir los arsenales nucleares británico y francés en las negociaciones de Ginebra sobre desarme, se señalaba ayer en Washington.

El Gobierno norteamericano no ha comentado oficialmente la propuesta soviética, pero en medios cercanos a la Administración se señalaba que el único cambio que introduce con respecto a la formulada el 21 de diciembre de 1982 es que ahora Andropov habla de "eliminar", y no de "reducir" los misiles de alcance intermedio de la URSS que superen el número de los británicos y franceses.

Edward Rowny, uno de los principales negociadores norteamericanos en cuestiones de armamento nuclear, declaró ayer, sin embargo, que la nueva propuesta de Andropov era interesante, pero insuficiente para concluir un acuerdo entre Estados Unidos y la URSS sobre los euromisiles.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Sábado, 27 de agosto de 1983

Más información