Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Alfonso Cuarón: “Roma’ ha generado una conversación sobre racismo en México”

El director dedica sus tres Oscar a las actrices de la película y a su país

Alfonso Cuarón abraza a Yalitza Aparicio en presencia de Marina de Tavira (a la derecha) tras ganar el Oscar.

Las tres veces que Alfonso Cuarón subió este domingo a recoger el Oscar en el teatro Dolby de Hollywood, dio las gracias a Netflix y a sus hijos. Citó a Ernst Lubistch, a Billy Wilder y a Claude Chabrol. Pero sobre todo agradeció a las dos actrices que sostienen Roma, Yalitza Aparicio y Marina de Tavira. En la sala de prensa, con tres estatuillas en la mano, Cuarón dijo que es gracias a ellas y la forma en que interiorizaron sus personajes por lo que la película ha tenido tanto impacto.

De todos los debates que ha generado Roma, para Cuarón se declaró emocionado porque “el público del todo el mundo y la Academia está aceptando un personaje que es una trabajadora doméstica indígena”. “Lo más gratificante”, dijo Cuarón, “ha sido la conversación que se ha creado. La conversación acerca de las trabajadoras domésticas y acerca del racismo en México".

Cuarón ha aprovechado el impacto de Roma en la temporada de premios de Hollywood para dar visibilidad a las trabajadoras domésticas. “Quiero dar las gracias a la Academia por reconocer a una película que se centra en una mujer indígena, una de las 70 millones de trabajadoras domésticas en el mundo sin derechos, un personaje que históricamente ha sido relegado a estar de fondo en el cine. Como artistas, nuestro trabajo es mirar donde otros no lo hacen. Esta responsabilidad se vuelve mucho mas importante en tiempos en los que nos animan a mirar para otro lado”.

Yalitza Aparicio, la profesora de Oaxaca que debuta en el cine con el papel de Cleo, ha sido el rostro más buscado de esta temporada de premios, prácticamente a la altura de Lady Gaga. El rostro de Aparicio ha estado en cada esquina de Hollywood. Cuarón destacó “cómo ha entendido la fuerza simbólica de este momento y con qué inteligencia, respeto y dignidad lo está ejecutando”.

Aparicio no hablaba mixteco. Lo aprendió para la película “con un acento perfecto”. Para Cuarón, las dos mujeres protagonistas “aprendieron a ver a esos personajes emocionalmente” y “sintieron una conexión inmensa”.

En sus declaraciones tras ganar tres Oscar, también se refirió al hecho rompedor de que una película tan extraña en términos de premios (en español y mixteco, en blanco y negro, sin estrellas, con una historia 100% mexicana) haya logrado triunfar en Hollywood. Lo ha hecho de la mano de Netflix, una plataforma de vídeo con ambición de estudio que ha gastado una barbaridad en lograr que todo el mundo viera esta película. Cuarón dejó claro que espera que sea un precedente para salir de la dinámica de los grandes estudios. “En otros años, películas tan importantes como Roma no han encontrado su lugar”.

Cuarón ha logrado dar visibilidad a las empleadas del hogar y a la población indígena de México, pero este domingo se le preguntó también por la visibilidad de los hispanos de Estados Unidos. “Se habla mucho de diversidad y se ha hecho progreso”, respondió. “Pero desde luego los hispanos americanos y los chicanos aún están muy mal representados. Es increíble. Son una parte muy grande de la población”.

Se adhiere a los criterios de The Trust Project Más información >