Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

La Fundación Princesa de Girona otorga el premio de las Artes y las Letras a Rafael Rodríguez Villalobos

El sevillano es una de las grandes promesas de las artes escénicas y musicales. Será el encargado del espectáculo de clausura del Año Murillo en Sevilla

Rafael Rodríguez Villalobos tras recibir el Premio Princesa de Girona de las artes y las letras 2019.
Rafael Rodríguez Villalobos tras recibir el Premio Princesa de Girona de las artes y las letras 2019.

Su infancia, en el sentido machadiano del término, son recuerdos del patio de butacas del Teatro de la Maestranza de Sevilla. Ese que visitó por primera vez con apenas 10 años con la entonces remota intención de poder convertirse algún día en director de escena. Dos décadas después, Rafael Rodríguez Villalobos (Sevilla, 1987) es una de las grandes promesas de las artes escénicas y musicales de la escena española, afirmación que viene avalada por reconocimientos como el Europäische Opernregie-Preiss de Viena y el Premio Europeo de Dirección Operística, y que cristaliza ahora con el Premio Fundación Princesa de Girona de las Artes y las Letras 2019 que le ha sido concedido este miércoles en un acto celebrado, precisamente, en Sevilla, su ciudad natal.

Precedido en este galardón por jóvenes talentos en todas las disciplinas artísticas —de la cantante Soleá Morente a la poeta Elena Medel—, Villalobos ha confesado que siempre se ha sentido "muy inspirado por estos artistas", en un trabajo de dinamización cultural que entronca directamente con el activismo social. "Yo tengo un sueño y es difundir mi visión de la ópera como una herramienta social y de reflexión", ha asegurado tras conocer la noticia del premio. Después de haber estrenado en el Maestranza de Sevilla y en el Teatro Villamarta de Jerez de la Frontera óperas como El dictador, de Ernst Krenek, y su personal Orfeo y Eurídice, de W. Gluck, ha llegado a la conclusión de que la ópera, además de su apuesta estética, "propone una reflexión muy social de la vida".

A pesar de sus continuos viajes para atender sus compromisos laborales, Rodríguez Villalobos continúa viviendo en Sevilla "más feliz que una perdiz". "Las vocaciones nacen cuando tienes oferta cerca, y yo he crecido en los teatros de Sevilla y de Jerez de la Frontera. Para mí es emocionante trabajar en mi tierra y aquí me siento muy reconocido", admite. Precisamente, acaba de recibir el encargo del Ayuntamiento de Sevilla de clausurar el Año Murillo, propuesta para la que está trabajando en un espectáculo —que tendrá lugar en el Teatro de la Maestranza el 19 de marzo— que unirá lírica y música electrónica y en el que participarán perfiles tan dispares como el de la veterana soprano María Bayo, la bailaora Leonor Leal, el pianista Jurgen Ruck y el cantaor "y activista" Álvaro Romero. "Será un espectáculo de reflexión escénica sobre lo que ha supuesto este año tan importante en una ciudad como Sevilla, del cambio de mirada hacia el arte y las artes; una experiencia catárquica con ópera y música electrónica que ponga el broche de oro a esta efemérides que ha hecho crecer y madurar a esta ciudad".

Asimismo, el director de escena ha reflexionado acerca de la precocidad de su carrera, dedicada a la ópera, un ámbito donde la media de edad supera la suya con mucho. "El Premio Fundación Princesa de Girona premia a jóvenes talentos y eso es un halago, pero también una gran responsabilidad. Supongo que puedo conectar mejor con la gente joven porque yo soy millenial y hablamos el mismo lenguaje a la hora de desarrollar mis ideas. Me siento muy cómodo cuando he tenido encuentros con jóvenes. Cuando hablo con ellos, percibo que tienen una idea muy equivocada de lo que es la ópera. Y ese es mi reto vital: que la ópera vaya más allá de la experiencia estética y se convierta en la potente herramienta social que es. Y eso sí, que llegue a todos los públicos".

A este respecto, el joven galardonado ha avanzado que debutará como libretista en el Festival Ensems de Música Contemporánea de Valencia el próximo mes de mayo. Lo hará junto a la joven compositora andaluza Nuria Núñez Hierro con "una ópera para jóvenes que habla de las migraciones y del concepto de límite geográfico; una distopía que sucede en altamar y que pretende ser una reflexión sobre los dilemas fronterizos", ha adelantado.

El acto de proclamación del Premio Artes y Letras 2019 en Sevilla se enmarca dentro de la gira nacional llevada a cabo por la Fundación Princesa de Girona, con la que celebra su décimo aniversario y para la que se han elegido cuatro capitales del talento joven para la celebración de los actos de proclamación: Gran Canaria (para el Premio de la Empresa, el pasado 6 febrero), Sevilla (Artes y Letras, 20 febrero), Cáceres (Social, 6 marzo), Santiago de Compostela (Investigación Científica, 27 marzo) y Girona, para un nuevo Premio Internacional. Esta efeméride concluirá con los actos programados para noviembre en Barcelona, que, presididos por los Reyes de España, incluirán la ceremonia de entrega de todos estos galardones.

El jurado del premio de las Artes y Letras que ha concedido el galardón a Rodríguez Villalobos ha estado formado por el productor teatral Jesús Cimarro; el director artístico del Teatro del Liceu de Barcelona, Víctor García de Gomar; el productor de cine Luis Manso; la artista visual Lita Cabellut; la periodista Montserrat Domínguez y la poeta Elena Medel.

Se adhiere a los criterios de The Trust Project Más información >

Más información