Solo un tercio de los cines repercute la bajada del IVA en el precio de la entrada, según Facua

Según un estudio realizado por esta asociación en 102 salas de toda España, 38 no lo han reducido y 29 lo han hecho por debajo de lo que corresponde

Taquilla del complejo madrileño de multisalas Cinesa Méndez Álvaro. En vídeo, declaración de la asociación de consumidores FACUA.Vídeo: Inma flores/ VÍDEO ATLAS

Se hablaba de películas, y de IVA. La subida del impuesto al 21% ha sido el asunto más comentado, casi tanto como los propios filmes, en los últimos años del cine español. Un problema serísimo, caballo de batalla de todas las salas hasta que al fin el Gobierno lo redujo al 10%, el pasado julio. Entonces, de golpe, se ha convertido en una broma, y de mal gusto, al menos según Facua. La organización de defensa de los consumidores ha publicado hoy miércoles un estudio donde analiza 102 cines de 45 ciudades y concluye que dos tercios no han trasladado enteramente la rebaja de 11 puntos del IVA a los consumidores, con una reducción correspondiente en el precio de las entradas. De ahí que la asociación acuse a muchos exhibidores de “tomarles el pelo” al Ejecutivo y a los espectadores. Por ello, Facua también ha entregado su estudio a la Comisión Nacional de los Mercados y la Competencia, confiando en que abra una investigación al respecto.

En concreto, el informe asegura que 33 cines de los 102 han repercutido la bajada del IVA al precio de las entradas (con un redondeo al alza o a la baja a la fracción de 5 céntimos más próxima, o incluso con reducciones superiores). Del resto, 36 mantienen el precio que aplicaban en enero —cuatro incluso lo han subido— y otros 33 lo han reducido, pero menos de lo que supone la bajada de 11 puntos en el IVA. Por tanto, Facua sostiene que las salas "han aprovechado la bajada en el impuesto que llevaban reivindicando desde 2012 para aumentar su margen de beneficios en lugar de trasladársela totalmente a los espectadores".

Más información
Guirao estudia revisar la bajada del IVA al cine si no repercute en el precio de las entradas
La taquilla apenas nota la bajada del IVA en las entradas de cine

La alerta de Facua se ha juntado con la del ministro de Cultura, José Guirao. “Creo que los exhibidores se juegan la credibilidad si no rebajan los precios y aplican en la taquilla lo que supone pasar el IVA del 21% al 10%”, declaró hoy miércoles después de una visita en el Museo Nacional de Arte de Cataluña (MNAC) a la exposición de Gala y Dalí. Guirao reiteró así el mensaje que ya había lanzado el martes, aunque aprovechó para matizar sus palabras. Entonces, afirmó que se planteaba “revisar” el IVA si las salas no trasladaban el beneficio al público, lo que dio pie al temor de que Cultura no excluyera volver a subir el impuesto.

Ayer Guirao lo negó tajantemente. “Quizá me expliqué poco y me sobreinterpretaron. Lo que lamento es que la rebaja ya aprobada solo se esté aplicando por una parte de las salas de cine y por eso les reclamo que lo ejecuten rápido, lo antes posible y de forma transparente”, agregó. Para el responsable de Cultura, no es aconsejable que los ciudadanos no perciban el beneficio de la reducción, ni mucho menos que acabe generando dudas y falta de credibilidad: “Con lo difícil que es que se apruebe una rebaja fiscal. Y, además, no es bueno para el cine”. El ministro dejó claro que el objetivo del IVA al 10% es que las salas tengan más público: “Solo hay que ver el éxito de los días del espectador. Los cines se llenan con tarifas más económicas y la rebaja fiscal ayuda en ese sentido”.

La Federación de Cines de España (FECE) tiene una visión algo distinta. Por un lado, subraya la “clara bajada” de las entradas de cine a raíz de la entrada en vigor del nuevo IVA al 10%: el precio medio ha pasado de 6,22 euros en junio, cuando el impuesto aún se colocaba en el 21%, a 5,82 euros en julio, primer mes con la reducción ya efectiva, en datos de la empresa especializada comScore. Por otro, el discurso de los exhibidores se centra en dos claves: aseguran que durante los seis años de ivazo las salas asumieron su coste y no aumentaron los precios, sino que los bajaron, un 8,5% de media. A la vez, en 2012, cuando el entonces Gobierno del PP subió el impuesto, había 833 cines. Mientras tanto, más de un centenar ha cerrado. Si FECE defiende que la decisión sobre el precio de la entrada corresponde a cada cine, muchos exhibidores consideran que ya sufrieron en su piel las heridas de la crisis y del IVA al 21% y que, ahora, parte de la reducción del impuesto ha de servir para sanearlas.

El informe de Facua coincide en parte con FECE: calcula que en los primeros meses del año, el precio medio de la entrada en fin de semana y festivo en los 102 cines analizados era de 7,55 euros. Ahora, la cifra se sitúa en 7,12 euros, con una bajada media de 43 céntimos, parecida a la que estima comScore. Sin embargo, Facua quiere más: de haberse repercutido la bajada del IVA al precio final en todas las salas, el importe medio de la entrada sería de 6,86 euros; es decir, 69 céntimos menos, en lugar de 43. Una diferencia mínima, pero significativa.

Toda la cultura que va contigo te espera aquí.
Suscríbete

Babelia

Las novedades literarias analizadas por nuestros mejores críticos en nuestro boletín semanal
RECÍBELO
Normas

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS