Brasil confirma el primer muerto por la viruela del mono en América

El país contabiliza 1.066 casos de la enfermedad, la gran mayoría en el Estado de São Paulo

Un trabajador sanitario en una sala exclusiva con los pacientes infectados por la viruela del mono, en un hospital de la India.
Un trabajador sanitario en una sala exclusiva con los pacientes infectados por la viruela del mono, en un hospital de la India.SAM PANTHAKY (AFP)

El Gobierno de Brasil confirmó este viernes la primera muerte en el país por la viruela del mono, un hombre de 41 años con graves problemas de inmunidad que estaba en tratamiento oncológico. Es el primer fallecimiento del actual brote registrado en América. Según las autoridades sanitarias, estaba internado en un hospital de Belo Horizonte y murió el jueves. Por el momento, la Organización Mundial de la Salud (OMS) confirmó cinco muertos en todo el mundo, según el último balance, divulgado el jueves.

Brasil ya contabiliza 1.066 casos de la enfermedad, la gran mayoría en el Estado de São Paulo. De hecho, esta semana el ayuntamiento de la capital paulista confirmó los primeros casos de la viruela del mono en menores, dos niñas de seis años y un niño de cuatro.

El Ministerio de Salud brasileño está tratando la enfermedad como un brote, primera fase de la evolución del contagio, previo a la epidemia y la pandemia, aunque el secretario de Vigilancia en Salud del ministerio, Arnaldo Medeiros, afirmó el jueves que es el momento de elevar el nivel de alerta. “Los primeros casos eran importados, tenían una clara relación con viajes a países con brotes activos, pero hoy en Brasil ya tenemos transmisión comunitaria. Es importante que las personas, cuando sientan cualquier síntoma, busquen su unidad básica de salud”, recomendó.

Precisamente este viernes el Ministerio de Salud pone en marcha un centro de operación de emergencias para seguir la situación epidemiológica y elaborar un plan de vacunación contra la enfermedad en el país. En paralelo, se está negociando la compra de vacunas. La previsión es que Brasil reciba 50.000 dosis, a partir de un pedido realizado a la Organización Panamericana de Salud (Opas). Los primeros inmunizantes serán destinados a profesionales sanitarios y aunque aún no hay fecha para el desembarque de las vacunas se espera que lleguen antes de que acabe el año.

La enfermedad suele empezar con fiebre, fatiga, dolor de cabeza o dolores musculares, y de uno a cinco días después aparecen lesiones en la piel. Normalmente, se trata de pequeñas manchas rojizas que aparecen primero en el rostro y luego se expanden a otras partes del cuerpo, y que van acompañadas de picor y aumento de los ganglios. Según la OMS, de momento apenas el 10% de los pacientes tuvo que ser internado por la enfermedad, que ya suma más de 18.000 casos en todo el mundo.

Suscríbase aquí a la newsletter de EL PAÍS América y reciba todas las claves informativas de la actualidad de la región.

Normas

Más información

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS