Selecciona Edición
Selecciona Edición
Tamaño letra

El coronavirus de Wuhan | La ciudad surcoreana de Daegu pide a sus habitantes que se queden en casa

Mueren dos octogenarios japoneses contagiados en el crucero en cuarentena en Yokohama

Autoridades fronterizas viajan a caballo para visitar aldeas remotas e informar sobre el coronavirus a sus residentes en Altay (China).

El alcalde de Daegu, la cuarta ciudad más grande de Corea del Sur, ha pedido a los 2,5 millones de habitantes de esta urbe que se mantengan dentro de sus casas después de que al menos 90 personas de más de un millar que acudieron a una iglesia hayan mostrado síntomas de estar infectados por coronavirus. Kwon Young-jin ha hablado de una "crisis sin precedentes", mientras que el ministro de salud de Corea del Sur, Kim Kang-lip, ha hablado de una situación "muy grave".

El país asiático ha confirmado 104 casos de coronavirus, y este jueves ha informado de la primera muerte por este motivo, un hombre del condado de Cheongdo, limítrofe con la ciudad de Daegu, que murió de neumonía el miércoles y a quien se ha detectado la presencia del virus en su organismo, según se han confirmado este jueves.

En cuanto a los casos en Daegu, a 240 kilómetros de la capital, Seúl, la inmensa mayoría parecen ligados a una mujer de 61 años, que se cree puede ser lo que las autoridades sanitarias llaman un "supercontagiador". La mujer pertenece a la iglesia cristiana Shincheonji (Nuevo Cielo y Tierra), que el pasado domingo celebró en Daegu una misa a la que asistieron unos 1.000 feligreses, y que se cree que pudo ser un importante foco de infección puesto que al menos 23 de los nuevos contagiados estuvieron presentes en esa ceremonia. La mujer también visitó recientemente Cheongdo, donde falleció la primera víctima del virus en Corea del Sur.

Mueren dos pasajeros del crucero en cuarentena en Japón

El mapa de la expansión del coronavirus

Consulta la situación de la enfermedad con datos actualizados a 20 de febrero. Ver gráfico -->

El Gobierno de Japón ha confirmado la muerte de dos pasajeros del Diamond Princess, el crucero puesto en cuarentena con más de 3.700 personas a bordo durante dos semanas en el puerto nipón de Yokohama, después de que se detectara un caso de Covid-19 en la embarcación. Se trata de dos ciudadanos japoneses, un hombre y una mujer de 87 y 84 años, respectivamente, que contrajeron el coronavirus a bordo.

Ambos fueron trasladados a hospitales los días 11 y 12 de febrero, y los dos padecían enfermedades subyacentes, según la cadena de televisión japonesa NHK. Son las primeras víctimas mortales del barco, en el que 634 personas han resultado infectadas, ha informado este jueves el Ministerio de Sanidad japonés. Con ellos son tres los fallecimientos en Japón a causa de la enfermedad.

El Diamond Princess está anclado en el puerto de Yokohama desde hace dos semanas. El hallazgo de un caso de coronavirus dentro del barco, un pasajero que se había apeado en Hong Kong el 1 de febrero, hizo que las autoridades japonesas decidieran mantener a bordo —aislados en sus camarotes, salvo salidas excepcionales a cubierta— a los 3.771 ocupantes, entre pasajeros y tripulación, durante una cuarentena de dos semanas.

En este periodo, al menos 634 personas se han contagiado también, después de que el miércoles se informara de 79 infecciones más. Pese a los nuevos casos, las autoridades japonesas respetaron el fin de la cuarentena, previsto para el 19 de febrero, y desde el miércoles centenares de pasajeros han procedido a desembarcar. El operativo, que se demorará hasta el viernes, solo permite abandonar el barco a aquellos que han dado negativo en el virus y no padecen síntomas; mientras, los pasajeros que han compartido camarote con personas infectadas deberán quedarse en el barco hasta nueva orden.

Según el Ministerio de Salud japonés, los 2.666 pasajeros, no así los 1.105 tripulantes, han sido sometidos a la prueba de detección del coronavirus. La operadora del crucero decidirá cuándo la tripulación que no ha resultado infectada puede abandonar el barco.

Aunque las autoridades japonesas defienden su gestión del Diamond Princess, aumentan las críticas al respecto. Un día antes de que comenzaran los desembarcos, un especialista en infecciones japonés entró en el barco y describió después la escena, en un vídeo colgado en YouTube, como “completamente caótica”. En el mismo, el doctor Kentaro Iwata, del Hospital Universitario Kobe, critica el escaso protocolo de prevención de contagios en el barco y previene de que los pasajeros que han desembarcado —algunos examinados hace dos semanas— puedan aún haber contraído la enfermedad después: “No me sorprendería si se la contagian a otros”, advierte.

Nuevo cambio en el criterio de diagnóstico en Hubei

La Comisión Nacional de Salud de China informó este jueves del número más bajo de nuevos casos de coronavirus desde el 23 de enero, cuando Wuhan, epicentro de la epidemia, quedó bloqueada. En total, informó de 394 nuevos contagios en las últimas 24 horas, de ellos 349 en Hubei. Esta provincia reportó un drástico descenso en comparación con los 1.693 casos registrados el día anterior.

La bajada se debe a un nuevo cambio de criterio en el diagnóstico en Hubei, provincia de la que es capital Wuhan. Mientras hace una semana las autoridades provinciales añadían como contagiados a los pacientes que presentaran señales de neumonía en exámenes de escáneres por tomografía —lo que hizo que en un solo día se multiplicaran por 10 los casos—, este miércoles retornaron al criterio inicial. Este solo incluye como infectados a aquellos que dan positivo en una prueba de ácido nucleico.

En total, el número de contagios es de 74.675. Las víctimas mortales ascienden a 2.121, 115 más que el miércoles. Hasta 16.192 personas se han curado hasta ahora.

Se adhiere a los criterios de The Trust Project Más información >

Más información