Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Ángel Hernández: “No tengo miedo, pero tampoco soy un mártir”

El marido de María José Carrasco se muestra muy satisfecho de que la juez rechace investigar su caso como un crimen machista

Ángel Hernández y Marcos Hourmann en el debate. En vídeo, declaraciones del primero.

Ángel Hernández, el hombre que ayudó a morir a su esposa enferma terminal María José Carrasco a principios de abril, se ha mostrado muy satisfecho con la decisión de la titular del juzgado de violencia de género número 5 de Madrid, Begoña López Anguita, de rechazar este miércoles hacerse cargo de su caso. Según ha señalado la magistrada en su auto, la existencia de "una petición expresa, seria e inequívoca de la mujer para que la ayudasen a morir" excluye su competencia. "Los juzgados de violencia de género son una institución fundamental para luchar contra el machismo, no se pueden mezclar con la eutanasia", ha afirmado Hernández durante una mesa redonda sobre el derecho a morir que se ha celebrado esta mañana en el Teatro del Barrio (Madrid). 

Hernández se ha enterado por los medios de comunicación de la inhibición de la magistrada y no ha podido ocultar su alivio durante el coloquio. Ha contado anécdotas y ha recordado el humor de su mujer ante la enfermedad y la muerte. Durante su intervención ha pedido a los familiares y personas cercanas a un paciente que quiera fallecer que no repitan lo que él hizo, pero que les acompañen y den cariño hasta el final."La acción de Ángel es un punto de inflexión. Es una hipocresía que la gente tenga que practicar el derecho a morir dignamente de manera clandestina", ha dicho Fernando Marín, presidente de la asociación Derecho a Morir Dignamente. 

A pesar de la decisión de la juez, Hernández todavía se enfrenta a ser condenado por haber ayudado a su mujer a poner fin a su vida. "No tengo miedo de lo que me pueda pasar, pero no soy un mártir y no quiero ir a la cárcel. La decisión de ayudar a MaríaJosé la medité mucho", ha explicado Hernández, que ha insistido en que no solo hay que despenalizar la eutanasia, sino eliminar el artículo 143 del Código Penal, que contempla una pena de entre seis y 10 años de prisión para aquel que coopere en el suicidio de una persona.

David Lorente Tellaexte, el hijo de Maribel Tellaetxe, la mujer enferma de alzhéimer que murió el pasado mes de marzo y que había pedido a su familia la eutanasia cuando ya no les reconociera, ha lamentado que durante la pasada legislatura los políticos no aprobasen una ley de eutanasia. "Había una mayoría parlamentaria dispuesta a hacerlo pero los políticos dicen una cosa y luego hacen otra", ha afirmado. Hubo una propuesta en la mesa del Congreso que pasó meses bloqueada. "Si no nos movilizamos, esta cuestión volverá a perder fuerza y se dilatará en el tiempo", ha dicho Hernández. 

"Si prometen, que cumplan", ha aseverado en referencia a los políticos Marcos Hourmann, un médico argentino que fue el primer facultativo condenado por aplicar la eutanasia a una paciente en España. Fue denunciado por sus propios compañeros del hospital en el que trabajaba, aunque tuvo el apoyo de la familia de la enferma terminal. Hourmann fue condenado a un año de prisión tras inculparse de un delito de homicidio imprudente. "Después de haber dado la cara, me volví a meter en el armario porque me daba miedo pasar 10 años en la cárcel y no poder dedicarme a la medicina", ha explicado. Hourmann se representa a sí mismo en la obra Celebraré mi muerte, estrenada el pasado marzo en el Teatro del Barrio y estará en cartel hasta el próximo 5 de mayo. Está producida producida por el actor Alberto San Juan y el periodista Jordi Évole, que moderaba el coloquio de este miércoles.

Lorente Tellaetxe ha señalado que, según una encuesta de Metroscopia de febrero de 2017, el 84% de los españoles se muestran a favor de la eutanasia. "Se trata de un derecho y no una obligación y ya es hora de que los políticos estén a la altura de sus ciudadanos", ha concluido.

Se adhiere a los criterios de The Trust Project Más información >

Más información