Selecciona Edición
Entra en EL PAÍS
Conéctate ¿No estás registrado? Crea tu cuenta Suscríbete
Selecciona Edición
Tamaño letra

China elimina las restricciones de entrada para personas con VIH

Onusida calcula que 51 países ponen obstáculos para la llegada de extranjeros infectados

El Gobierno chino, ante la inminencia de la Exposición Universal de Shanghai, que se inaugurará el 1 de mayo, ha eliminado las restricciones de entrada a viajeros con VIH. La gran feria espera atraer cuatro millones de personas. La decisión ha sido anunciada -y bienvenida- por la agencia de la ONU para la infección, Onusida. "Todo el mundo debería tener el mismo derecho a la libertad de movimiento, independiente-mente de su estado serológico", manifestó Michel Sidibé, director ejecutivo de Onusida.

"Elogio al presidente Hu Jintao por la decisión de China de eliminar las restricciones para viajar basadas en el estado serológico del VIH", declaró Ban Ki-moon, secretario general de las Naciones Unidas. "Las políticas y las prácticas punitivas solo entorpecen la respuesta mundial al sida. Insto a los países que siguen aplicando este tipo de restricciones a que las eliminen con la máxima prioridad y urgencia", añadió.

La decisión de China llega poco después de que entrara en vigor una medida similar por parte del Gobierno de Estados Unidos. Cincuenta y un países, territorios y zonas siguen imponiendo algún tipo de restricción para viajar basada en el estado serológico a las personas que viven con el VIH a la hora de entrar, permanecer o residir en ellos; cinco países no conceden visados a las personas seropositivas, ni siquiera para estancias cortas; y 23 países las deportan cuando se conoce su estado serológico, indica Onusida. Entre ellos quedan Rusia, India y Australia, por señalar sólo los mayores.

Igual que con otras epidemias (el caso más reciente ha sido el de la gripe A), los expertos en sanidad preventiva sostienen que prohibir viajar a personas infectadas sólo sería útil, en todo caso, en los momentos iniciales de la propagación de una enfermedad. Y ese claramente ya no es el caso. Las cifras oficiales indican que en el país hay 740.000 personas con VIH (unas 150.000 en España). "La prohibición, que se impuso en los ochenta [al inicio de la epidemia] debido a la falta de conocimientos, es obsoleta y discriminatoria", ha declarado el director del Centro de Prevención de Enfermedades de Pekín, He Xiong, al diario China Daily. "A medida que se han visto casos de VIH/sida en todas las provincias, una prohibición de viajes a los extranjeros no ayudará a la salud pública", añadió.