Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

"Fraga no pasaba por allí..."

La Comisión por la Recuperación da Memoria Histórica de A Coruña pide a una juez argentina que encause al exministro de Franco como cómplice de los crímenes de la dictadura

Le envían una carta con la relación de actos de represión que se produjeron mientras formó parte del Gobierno franquista

Fraga saludando a Franco en una imagen de archivo.
Fraga saludando a Franco en una imagen de archivo.

"Fraga no pasaba por allí", se lee en la carta que la Comisión por la Recuperación da Memoria Histórica de A Coruña ha enviado a la juez argentina que lleva la causa por los crímenes del franquismo denunciados por varias víctimas españolas en Buenos Aires. El texto incluye una relación de los actos de represión que se produjeron en España mientras el exsenador y expresidente gallego formó parte del Gobierno de Franco.La juez argentina María Romilda Servini de Cubría había solicitado recientemente al Ejecutivo español datos sobre los ministros y mandos de las fuerzas de seguridad del régimen.

La asociación considera que Fraga "debería formar parte" de esa causa porque "desde el Consejo de Ministros, fue partícipe y cómplice de toda la política represiva contra el pueblo: fusilamientos, cárceles, campos de concentración, despidos, exilio, Tribunal de Orden Público, graves violaciones de los derechos humanos, expedientes a periodistas, cierre de medios de comunicación y asesinato de trabajadores".

En el escrito, la asociación recuerda que Fraga fue Delegado Nacional de Asociaciones de Falange y cita el Boletín Oficial del Estado del 9 de febrero de 1961 que informa así de su cese en este puesto: "A propuesta del ministro secretario general del Movimiento, cesa el camarada Manuel Fraga Iribarne en el cargo de Delegado Nacional de Asociaciones de Falange Española y Tradicionalista de las JONS, agradeciéndole los servicios prestados. Frimado: Francisco Franco", se lee en el BOE.

La carta enviada a la juez enumera los actos de represión cometidos durante la etapa de Fraga en el Gobierno, entre ellos, la creación del Tribunal de Orden Público, el fusilamiento del dirigente comunista Julián Grimau, la ejecución a garrote vil de Francisco Granado y Joaquín Delgado,el exilio del abad de Montserrat tras criticar al Régimen en Le Monde, la detención del dirigente de CC OO Marcelino Camacho, el secuestro de varios medios de comunicación o el arresto y muerte en custodia del estudiante Enrique Ruano. 

El escrito recuerda, además, que Fraga, como ministro de propaganda, dirigió en 1964 la campaña 25 años de paz,  en relación a la Guerra Civil española.

"Con 35 años de servicios a la dictadura franquista", añaden en la carta, "Fraga no pasaba por allí, sino que era partícipe y cómplice de toda la política represiva aprobada en los Consejos de Ministros".

La Comisión por la Recuperación de la Memoria Histórica de A Coruña agradece a la juez argentina su labor y asegura que la causa abierta en Buenos Aires es su "última esperanza" tras el procesamiento del magistrado de la Audiencia Nacional Baltasar Garzón precisamente por intentar investigar los crímenes del franquismo.

A falta de que el Gobierno responda a esa petición de datos de la juez argentina -los nombres y últimos domicilios de los ministros y los mandos de las fuerzas armadas, Guardia Civil, policía armada, directores de seguridad  y dirigentes de Falange entre el 17 de julio de 1936 y el 15 de junio de 1977, y certificados de defunción de los que hubiesen fallecido- asociaciones de víctimas han decidido enviar los suyos. Además de la Comisión pola Recuperación de la Memoria Histórica de A Coruña, también  el Grupo para la Recuperación de la Memoria Histórica de Andalucía ha preparado un dossier con información sobre "el trabajo esclavo de los presos políticos del franquismo entre 1937 y 1960".