Selecciona Edición
Entra en EL PAÍS
Conéctate ¿No estás registrado? Crea tu cuenta Suscríbete
Selecciona Edición
Tamaño letra

Dimite un portavoz de inmigración por las mentiras del Gobierno Trump

James Schwab, portavoz de la policía migratoria en San Francisco, dice que Washington difunde información falsa sobre los inmigrantes y los efectos de las redadas

Una redada contra inmigrantes en mayo en Los Ángeles
Una redada contra inmigrantes en mayo en Los Ángeles

Un portavoz de la policía de inmigración en San Francisco dimitió el lunes por la noche al sentirse incapaz de “diseminar información falsa” en nombre del Gobierno de Donald Trump sobre las redadas contra los inmigrantes. James Schwab renunció a su puesto porque no podía mantener su integridad mientras los altos cargos de su departamento hacían afirmaciones falsas sobre algunas cuestiones de una gran redada de inmigrantes en la zona de Oakland la semana pasada.

La dimisión es el último capítulo de una historia que comenzó el pasado 24 de febrero, cuando el enfrentamiento entre el Gobierno de Trump y las autoridades locales y estatales de California escaló a un terreno sin precedentes. Ese día, la alcaldesa de Oakland, Libby Schaaf, dio un aviso a la población de que la policía de inmigración (ICE, por sus siglas en inglés) preparaba una gran redada en la zona de la bahía de San Francisco. Schaaf dijo que no lo hacía para difundir el pánico, sino para que los inmigrantes estuvieran preparados y se protegieran. Schaaf consultó la decisión con su jefe de policía.

En esos días, ICE realizó 232 detenciones de inmigrantes indocumentados. Pero el Gobierno no pasó por alto la acción de la alcaldesa. El director de Inmigracion, Thomas Homan, aseguró que por su culpa se habían escapado del operativo 864 inmigrantes. La cifra fue repetida por otros cargos hasta que la repitió el propio fiscal general, Jeff Sessions, y el propio presidente Donald Trump, que lo mencionó el martes por la mañana en su visita a los prototipos del muro en San Diego.

El miércoles de la semana pasada, en Sacramento, Sessions cargó muy duramente contra la alcaldesa diciendo: “¿Cómo se atreve? ¿Cómo se atreve a poner en riesgo innecesariamente la vida de los agentes para promover su agenda radical de fronteras abiertas?”. Sessions argumentó que la advertencia de Schaaf puso en peligro a los agentes porque los inmigrantes podían armarse contra ellos. Y repitió la idea de que más de 800 personas habían escapado del operativo.

Ante las preguntas de los medios para saber de dónde salía esa cifra, el portavoz James Schwab pidió al departamento que corrigiera esa cifra, pues era demasiado alta. No quería eludir las preguntas de la prensa al respecto, según explicó el lunes por la noche al San Francisco Chronicle. “Dimití porque no quería perpetuar datos engañosos”, dijo. El martes, en CNN, dijo que no podía seguir manteniendo su “integridad” como portavoz sabiendo que la “información era falsa”.

Además, explicó, nunca se captura a todas las personas señaladas en una redada. “Nunca habríamos cogido a tanta gente”. Schwab también se quejó de que “decir que el 100% son peligrosos criminales en las calles, o que no fueron detenidos por la acción equivocada de la alcaldesa, está mal”.

En un comunicado, la alcaldesa de Oakland aplaudió el gesto de Schwab: “Nuestra democracia depende de servidores públicos que actúan con integridad y que tienen el máximo respeto por la transparencia”.

Más información