Un país a dos velocidades

Los empresarios debaten sobre las inversiones en una sociedad aún joven bajo el prisma socioeconómico

Luis Miguel Castilla, ministro de Economía, y Eda Rivas, ministra de Exteriores, durante el evento.
Luis Miguel Castilla, ministro de Economía, y Eda Rivas, ministra de Exteriores, durante el evento.R. GARCIA (EL PAÍS)

La ciudad más grande de la selva del Perú, Iquitos, de 500.000 habitantes, tiene acceso limitado a Internet pues no hay banda ancha, ello en el país que en 2012 reportó el mayor crecimiento en inversión extranjera directa (49%), según la Comisión Económica para América Latina y el Caribe. Estas paradojas del crecimiento en el país andino fueron abordadas por los líderes de tres trasnacionales españolas y dos analistas en la mesa que moderó el director del diario EL PAÍS, Javier Moreno.

En el panel denominado “La adaptación de las empresas globales al nuevo paradigma”, el presidente de Telefónica de Perú, Javier Manzanares, afirmó que “las instituciones no han crecido al mismo ritmo que el crecimiento económico”. Su declaración coincidió con la opinión del presidente peruano, Ollanta Humala, y del ministro de Economía, Luis Miguel Castilla, quienes atacaron la burocracia y la denominada tramitología. “[Falta] capacidad de decisión, a veces les da miedo decidir y estamos en un país muy diferente al de hace 20 años”, dijo el ejecutivo español.

Cuando Manzanares llegó a Perú, hace 19 años, había 500.000 teléfonos celulares y poco acceso a la red. “Sin embargo, es igual de importante tener acceso a la calidad. Hoy la banda ancha es tan o más importante como las carreteras. Unas 500.000 personas no tienen interconexión en fibra óptica en Iquitos, la operación demanda una gran complejidad y estamos trabajando para que antes de que acabe el año podamos tener todos los permisos en condiciones”, añadió Manzanares, cuya empresa ha invertido 20.000 millones de soles (5.500 millones de euros) en infraestructuras en estos 19 años.

En su turno, Víctor Peón, director ejecutivo de Repsol Perú, también destacó el déficit en la respuesta del Estado: “La aprobación de estudios de impacto ambiental en otros países toma un año, pero aquí podemos demorar dos, tres o cuatro años. En este mundo del petróleo las grandes multinacionales no tienen mucho tiempo para esperar”.

Las dificultades de un Estado que no ha crecido al mismo ritmo que el crecimiento económico fueron también abordadas por el presidente de la Corte Interamericana de Derechos Humanos, Diego García Sayán, quien minutos después acotó que la ley de consulta previa a los pueblos indígenas es “un barril de pólvora que nadie sabe cómo encarar”. El abogado peruano puso énfasis en los actores sociales que en este periodo “han llegado para quedarse”.

Por su parte, Ben Schneider, presidente de Indra Perú, llamó la atención a un sector creciente en América Latina. “Venimos de sufrir la primera crisis del capitalismo pero también la consolidación de las clases medias en el mundo emergente”.

Únete a EL PAÍS para seguir toda la actualidad y leer sin límites.
Suscríbete

En el tramo final del foro empresarial, el vicepresidente para América Latina del Banco Mundial, el turco Hasan Tuluy, reclamó la necesidad de eficiencia y servicios básicos en un continente donde 70 millones han dejado la pobreza y 50 millones se han incorporado a la clase media, aunque 80 millones siguen viviendo en pobreza extrema.

Normas

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS