_
_
_
_

Raúl Miguel Revilla, del restaurante Zalacaín, Premio Nacional de Gastronomía al mejor Sumiller

El jefe de sumilleres del establecimiento madrileño entró con 22 años como aprendiz y fue la mano derecha de Custodio López Zamarra

Raúl Miguel Revilla, en una imagen de archivo.
Raúl Miguel Revilla, en una imagen de archivo.DIPUTACIÓN DE CIUDAD REAL (DIPUTACIÓN DE CIUDAD REAL)
Helena Poncini

Raúl Miguel Revilla (Madrid, 46 años), jefe de sumilleres de Zalacaín, ha sido galardonado este martes con el Premio Nacional de Gastronomía al mejor sumiller. Un galardón con el que el jurado de la institución “reconoce su impecable trayectoria, sus amplios conocimientos sobre el mundo del vino y su saber hacer al frente de una bodega mítica como la de Zalacaín”, donde entró a trabajar como aprendiz con 22 años.

“Siempre que te dan un premio que reconoce tu trabajo uno se siente honrado por ello y agradecido y siempre ayuda a estar más animado. Falta hace porque en nuestro gremio está complicado el tener gente para trabajar y a veces pasamos apuros. Quizá sea lo cotidiano en todos las profesiones, pero en la nuestra se ha notado en los últimos años”, ha declarado por teléfono Revilla a EL PAÍS, horas después de conocer el reconocimiento.

Raúl Miguel Revilla, en Zalacaín, en una imagen proporcionada por la Real Academia de Gastronomía.
Raúl Miguel Revilla, en Zalacaín, en una imagen proporcionada por la Real Academia de Gastronomía.

El encargado de la bodega de Zalacaín ha desarrollado toda su carrera en el emblemático restaurante madrileño, que en los años ochenta se convirtió en el primer establecimiento en lograr las tres estrellas Michelin en España y fue epicentro de la vida social y política del país. Allí fue la mano derecha de un maestro de la profesión, Custodio López Zamarra, de quien se convirtió en sucesor, alcanzado el cargo de jefe de sumilleres, un puesto que sigue ocupando en la actualidad. “Le agradezco todo lo que me ha enseñado, gracias a él pude aprender”, apunta sobre su “maestro”, como él lo llama, y de quien aprendió a lo largo de 13 años, hasta que Zamarra se jubiló. Desde la experiencia de quien ha visto cómo ha evolucionado la profesión a lo largo de más de 20 años, Revilla reivindica la importancia de la figura del sumiller y pide “que no se pierda” su presencia en las salas y su labor al frente de las bodegas.

El jurado que ha tomado la decisión ha estado presidido por la Premio Nacional de Gastronomía María José Huertas e integrado por Lourdes Plana Bellido, presidenta de la Real Academia de Gastronomía, José María Sanz-Magallón, secretario general de la Real Academia, los Premios Nacionales Cristina Díaz, Valerio Carrera y Custodio Zamarra, y los Académicos María Isabel Mijares, Miguel Garrido, Juan Manuel Bellver y Ana Laguna.

El reconocimiento anunciado este martes no es el primero que obtiene Revilla a lo largo de su carrera. En 2018 se hizo con el título de mejor Sumiller de la Comunidad de Madrid, organizado por la Asociación Madrileña de Sumilleres. De manera más reciente, en 2020, la Academia Internacional de Gastronomía le dsitinguió con el premio al Mejor Sumiller.

El de Revilla no es el primer Premio Nacional de Gastronomía de 2023 que se ha dado a conocer hasta la fecha. El pasado mes de julio, la Real Academia de Gastronomía anunciaba a Amaya Cervera como la ganadora al premio a la Comunicación. Una distinción otorgada a la colaboradora de EL PAÍS por su “ser una gran divulgadora y conocedora de la cultura del vino, una profesional virtuosa de la comunicación y de sentir el vino en todas sus acepciones”, en palabras del presidenre del jurado Mikel Zeberio. Días más tarde, el chef Hilario Arbelaitz, con 53 años de cocina a sus espaldas y maestro de cocineros, era nombrado nuevo Premio Nacional de Gastronomía a toda una vida. La gala de entrega de los Premios Nacionales de Gastronomía 2023 se celebrará el 3 de octubre en el Museo Nacional Centro de Arte Reina Sofía.

Sobre la firma

Helena Poncini
Es redactora en Gastronomía. Antes pasó por Gente y Estilo y por El País Semanal. Trabajó como redactora y fotógrafa para varios diarios españoles y portugueses en Lisboa, entre ellos 'El Periódico de Catalunya', 'Correio de Manha' y 'Jornal i'. Es licenciada en Periodismo por la Universidad Complutense de Madrid y Máster de Periodismo de EL PAÍS.

Más información

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
_
_