Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Calviño critica las promesas electorales de bajadas masivas de impuestos

La ministra de Economía pide a los votantes que huyan de las soluciones milagrosas y las recetas mágicas

La ministra de Economía y Empresa española, Nadia Calviño, la pasada semana en Bucarest (Rumanía).
La ministra de Economía y Empresa española, Nadia Calviño, la pasada semana en Bucarest (Rumanía). EFE

La ministra de Economía y Empresa, Nadia Calviño, ha pedido a los votantes que "huyan de las recetas económicas mágicas y de las soluciones milagrosas". En un foro organizado por el diario Cinco Días, la titular de Economía ha defendido este miércoles que una bajada masiva de impuestos no conseguirá aumentar la recaudación y elevar el empleo. "Este tipo de propuestas está muy lejos de la ortodoxia y de la responsabilidad", ha declarado en alusión a las rebajas fiscales que recogen los programas electorales de otros partidos.

Y ha añadido que se está llevando a cabo una ejecución presupuestaria muy rigurosa, que implica que cada nuevo gasto ha ido acompañado de un incremento de ingresos, en una clara respuesta a los ataques que ha recibido el Ejecutivo de Sánchez por los desembolsos en los que incurría con los llamados viernes sociales. "El compromiso de este Gobierno con la responsabilidad fiscal es firme", ha asegurado. La Autoridad Fiscal ha cifrado el coste de estas medidas sociales en 920 millones de euros, apenas una décima del PIB.

Respecto a la previsión del FMI de que el paro dejará de bajar, la ministra ha explicado que el Fondo ha puesto ese suelo porque esa ha sido hasta ahora la tasa histórica media de desempleo. Pero Calviño ha argumentado que España no va a resignarse a tener esas tasas tan elevadas y que ha habido cambios estructurales significativos que harán que se siga creando empleo. "Prevemos que se generen unos 800.000 puestos de trabajo en los dos próximos años", ha asegurado.

En cuanto a la reducción del desfase presupuestario en las cuentas públicas, la ministra ha defendido que proseguirá a buen ritmo. "La deuda hay que bajarla. No porque lo digan nuestros socios sino porque no es nada progresista gastar hoy y dejar esa carga para nuestros hijos", ha aseverado.

"La mala información lleva a decisiones que no están motivadas", ha señalado Calviño. Y, a continuación, ha destacado una larga ristra de datos positivos sobre la coyuntura de la economía española, como un crecimiento del PIB superior a la media de la zona euro, la bajada de la deuda y el crecimiento del empleo. "Cuando llegué al Ministerio de Economía, el mensaje era que empezaba la desaceleración", ha apuntado Calviño. Sin embargo, ha explicado que esa ralentización en España está siendo menos intensa de lo que se preveía. Aunque ha admitido que se están agotando algunos vientos de cola como el comercio internacional, a la vez ha insistido en que otros que se esperaban que perdiesen fuerza no lo están haciendo. Entre ellos ha citado el consumo y la inversión interna, los precios del petróleo o los tipos bajos.

Al ser preguntada por si el nuevo decreto del alquiler disminuirá la oferta de pisos, Calviño ha recordado que "existe una preocupación social por los precios del alquiler a la que hay que dar respuesta". Y ha recalcado que el nuevo decreto del Gobierno brinda más capacidad a las comunidades de vecinos para decidir sobre los pisos turísticos y que proporciona una mayor seguridad jurídica al inquilino. Además, ha subrayado que el Ejecutivo está trabajando en un plan para facilitar vivienda pública de alquiler.

Calviño también ha incidido en que la subida del salario mínimo "no puede analizarse de forma simplista". "Va en línea con lo que ya habían acordado sindicatos y patronal. Y el 70% de los que lo cobran son mujeres, por lo que la subida es una medida importante si nos tomamos en serio lo de cerrar la brecha de género", ha dicho. Y ha manifestado su alegría porque otros partidos hayan reconocido que no piensan revertir la mejora del SMI "después de anunciar que venían todos los males del mundo". El comentario alude a unas declaraciones del portavoz económico de Ciudadanos, Luis Garicano.

Se adhiere a los criterios de The Trust Project Más información >

Más información