Reportaje:El futuro de la propiedad intelectual

Cadillacs, mercedes y 135 millones

Kim Dotcom, arrestado el viernes dentro de una habitación del pánico, amasaba una fortuna que gastaba en coches de lujo y extrañas obras de arte

En el imperio de Megaupload había un rey, de tamaño y personalidad hiperbólica, sentado en un trono sustentado por otros seis asociados. Kim Dotcom, que ayer cumplió 38 años, era la cara más visible de la banda identificada por el FBI. Se le arrestó dentro de un cuarto blindado (una habitación del pánico) cuando comenzaba un fin de semana de celebraciones por su 38 cumpleaños, en una mansión de Nueva Zelanda de 18 millones de euros en la que vivía alquilado, y en la que almacenaba 22 coches.

Tras la histriónica personalidad de Dotcom (es su apellido legal, ya que sustituyó el de nacimiento, Schmitz, en los pasados años) se hallaba una pequeña legión de técnicos que mantenían la arquitectura de Megaupload en perfecto funcionamiento y que se lucraron del mismo modo que él. Pero era Dotcom quien se llevaba el grueso del dinero: solo en 2010 se hizo con 32 millones de euros el botín de la empresa. El FBI estima las ganancias totales de Megaupload desde 2005 en 135 millones de euros. La fortuna de Dotcom, amasada también con otros negocios, se estima en 154 millones de euros.

Vivía alquilado en una mansión de 18 millones de euros en Nueva Zelanda

Más información

En la demanda de los fiscales de EE UU se imputa también al cofundador de la web, Mathias Ortmann; a Finn Batato, el jefe de ventas de la empresa; a Julius Bencko, diseñador gráfico; a Sven Echternach, jefe de desarrollo de negocio; a Andrus Nomm, programador de software, y Bram Van Der Kolk, jefe de programación. Todos ellos se comunicaban directamente con usuarios de Megaupload por correo electrónico, atendiendo a sus quejas y explicándoles mejores formas de visualizar vídeos.

Es Dotcom quien más llamaba la atención por sus modos de playboy de película de serie B. Su atuendo es normalmente íntegramente negro o blanco; luce habitualmente gafas de sol; le gusta posar con modelos y armas. Y tiene una activa presencia en la red, en vídeos de YouTube en los que se hace llamar Kimble, una modificación del apellido de Richard Kimball, protagonista de la serie El fugitivo.

Casado, con tres hijos y su mujer embarazada de gemelos, Dotcom se compara con Steve Jobs y dice que no es una "mala persona". Así se expresó el mes pasado en una breve autobiografía publicada en la web TorrentFreak.com. "Encontrad un perfil de Wikipedia peor que el mío y os invito a una cena", decía. En la lista de propiedades incautadas por orden del FBI hay 58 cuentas bancarias, abundante material informático y llamativos rastros de la vida exagerada que ha vivido Dotcom. Hay un Maserati Gran Cabrio, 13 mercedes, un Rolls, dos cadillacs, dos Mini Cooper, dos toyotas y un Lamborghini, además de una motocicleta Harley Davidson. A Doctom le gustaba el arte y en su mansión tenía algunas obras, de gusto ecléctico. Entre su colección se hallaba una fotografía titulada In high spirits, de Olaf Mueller, comprada en la galería de Hong Kong The Cat Street. Muestra un chorro de agua, como si fuera una botella de champán descorchándose, de la que emanan varias mujeres vestidas de azul en posturas sensuales. También tenía una estatua que el FBI identifica como Depredador, lo que indica que era una reproducción para coleccionista del famoso alienígena del cine, obra del escultor Colin Christian, dado a creaciones futuristas inspiradas en el universo pop, y otro artefacto que los fiscales describen como "Escultura Anónima con Capucha".

Los asociados ahora imputados por EE UU tenían una conflictiva relación de amor y odio con la industria del entretenimiento. Deploraban a empresarios y productores, pero buscaban el apoyo público de todo tipo de cantantes, sobre todo de hip-hop. Según la demanda del Departamento de Justicia, invirtieron 143.000 euros en una campaña que probablemente es un vídeo de apoyo a Megaupload grabado en diciembre en el que aparecían Kanye West, Snoop Dogg, Alicia Keys y Will.i.am. Hasta el viernes en su información corporativa se citaba a Kasseem Dean, alias Swizz Beatz, marido de Keys, como copresidente de la empresa.

Kim Dotcom, fotografiado en Hong Kong en 1999.
Kim Dotcom, fotografiado en Hong Kong en 1999.REUTERS

* Este artículo apareció en la edición impresa del domingo, 22 de enero de 2012.

Archivado En:

Te puede interesar

EmagisterPerfiles Profesionales 2022

Lo más visto en...

Top 50