Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Ignasi Guardans, a un paso de dirigir el Instituto del Cine

El eurodiputado de Convergencia será nombrado en 15 días

Tras un fin de semana volcada en informes, carpetas, visitas a museos y asistencias al teatro a ver La estrella de Sevilla y Platonov, la ministra de Cultura Ángeles González-Sinde comienza la semana con una agenda apretada, multitud de reuniones con representantes de diversos sectores y algunas decisiones tomadas. El eurodiputado Ignasi Guardans, de Convergència Democràtica de Catalunya, es el elegido para sustituir a Fernando Lara como responsable de Instituto de la Cinematografía y las Artes Audiovisuales. Según fuentes del departamento, el nombramiento no será antes de 15 días, el mismo espacio de tiempo en que la ministra meditará todos los posibles cambios de diversos departamentos, con lo que su nombramiento será oficial en el Consejo de Ministros del día 24. Anoche, Guardans ya había comunicado a Artur Mas, secretario general de su partido, su cambio de destino.

El elegido anunció anoche a su secretario general, Artur Mas, su cargo

Siendo presidenta de la Academia del Cine, González-Sinde ya apuntó el nombre de Guardans como el idóneo para el cargo, y habló con varias perosdnas de la industria cinematográfica sobre la posibilidad de "intentar convencer" al ministro de Cultura, César Antonio Molina, de que el eurodiputado asumiera la dirección del ICAA en detrimento de Lara.

Aún siendo un nombre no muy conocido entre el público, Guardans no es un desconocido en el sector audiovisual, sector con el que la ministra no ha consultado la elección. Tanto en el Congreso de los Diputados, donde ocupó un escaño desde 1996 hasta 2004, como ahora en el Parlamento Europea, Guardans ha participado en las comisiones de Cultura, con especial dedicación al sector audiovisual y a los contenidos digitales. Por ejemplo, fue uno de los impulsores de la Directiva de Medios Audiovisuales y participó en el programa Media. Este programa está dirigido a apoyar la industria audiovisual europea para dinamizar la producción y difusión de obras audiovisuales europeas con el objetivo de paliar el dominio de producciones de terceros países, particularmente de origen norteamericano. Le une una especial amistad con la nueva ministra de Cultura, Ángeles González-Sinde.

Por de pronto, Ignasi Guardans dejará dentro de un mes su cargo de eurodiputado en Bruselas después de que su partido decidiera prescindir de él para volver a encabezar la lista a las elecciones europeas de junio. Su distanciamiento con la actual dirección de CDC, encabezada por Artur Mas, ha sido una constante en los dos últimos años, provocada por la deriva soberanista de los convergentes. Guardans es un nacionalista moderado y pragmático. Lleva en la sangre genes políticos. Su abuelo fue Francesc Cambó, fundador de la Lliga Regionalista, y ministro de Fomento y Hacienda, a principios del siglo pasado.

Guardans aspiraba a repetir como eurodiputado pero el aparato convergente batalló hasta última hora para marginarle, a pesar de ser uno de los miembros de la Cámara de Estrasburgo más activo. Impulsó medidas en contra del tabaco y lideró las iniciativas en contra de la directiva europea que imponía estrictos controles en los aeropuertos.

Cuando Guardans conoció la decisión de Convergència de apearle de las listas, ya anunció su disposición a continuar en el sector público, lo que ahora se materializará en la presidencia del ICAA.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Lunes, 13 de abril de 2009