El futuro de Europa

España, cada vez más rezagada

La reclamación del Gobierno para que España se incorpore a los foros económicos más selectos es una de las pocas reivindicaciones comunes al anterior Ejecutivo del PP y a la actual Administración socialista. Un esfuerzo fallido que cada vez tiene menos base.

El principal argumento español es que el tamaño de su economía es ya mayor que el de Canadá, el país industrializado con el que se cerró la formación del G-7 en 1976. Pero, según ese criterio, que traduce a dólares el valor del PIB usando el tipo de cambio del mercado, China y Rusia relegarían a España al noveno puesto.

La clasificación que asumen el Fondo Monetario Internacional (FMI), la Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económico (OCDE), el Banco Mundial y la propia Comisión Europea es aún peor para los intereses españoles. Estos organismos acordaron a principios de año basar la comparación internacional en el poder de compra real de cada moneda. Esta estimación elimina las distorsiones cambiarias y da valor a bienes y servicios que no participan en el comercio internacional. Con este criterio, España quedaría duodécima, superada también por India, Brasil y México.

Más información

El tiempo corre contra los intereses españoles, sea cual sea el criterio empleado. Según el FMI, México se situará ya muy cerca del PIB español en 2009 si se mide según el tipo de cambio del mercado. Corea del Sur o Indonesia acechan en la comparación aceptada por los organismos internacionales.

Únete ahora a EL PAÍS para seguir toda la actualidad y leer sin límites
Suscríbete aquí

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Logo elpais

Ya no dispones de más artículos gratis este mes

Suscríbete para seguir leyendo

Descubre las promociones disponibles

Suscríbete

Ya tengo una suscripción