Amenazado de muerte el periodista de 'El Nuevo Herald' en Bogotá

Agencias

El periodista Gonzalo Guillén, acusado por el presidente colombiano, Álvaro Uribe, de participar en la redacción de un libro que acusa al mandatario de haber tenido lazos con el narcotráfico, ha declarado desde un paradero en el que está oculto que saldrá lo antes posible de Colombia tras recibir 24 amenazas de muerte en las últimas 48 horas.

Guillén, colombiano de 55 años y corresponsal de El Nuevo Herald, la versión en español de The Miami Herald, declaró que las amenazas empezaron después de la reciente publicación de un libro de memorias de Virginia Vallejo, la ex amante del fallecido jefe del narcotráfico Pablo Escobar, en el que ella habla de la amistad del traficante con el ahora presidente Uribe, quien ha rechazado tal relación. Guillén cree que las amenazas vienen de un grupo de sicarios bogotanos al servicio de paramilitares.

En el libro Amando a Pablo, odiando a Escobar, la autora recuerda conversaciones en las que Escobar recibía ayuda de Uribe cuando éste era director de Aeronáutica Civil, a comienzos de los ochenta, concediendo licencias para las aeronaves que volaban llenas de cocaína a Estados Unidos.

Después de haber emitido un desmentido oficial negando haber ayudado a Escobar alguna vez o haber sido amigo suyo, Uribe salió el martes por las dos principales cadenas radiales a acusar a Guillén de haber escrito el libro. "Detrás de esa señora [por Vallejo] está Gonzalo Guillén, que ha dedicado una carrera periodística a la infamia y a la mentira", expresó Uribe en Radio Caracol. Añadió que "el señor Gonzalo Guillén no sabe más que buscar mentiras".

El director de El Nuevo Herald, Humberto Castello, confirmó que Guillén estaba recibiendo amenazas desde hace un par de meses, por lo que recibió protección policial que le fue retirada después de que Uribe lo tildara de mentiroso. "Estoy preocupado porque el presidente Uribe acusa de mentir a un periodista cuya vida está en peligro, y, más aún, le retira la protección policial. Es equivalente a un acto criminal", declaró Castello.

* Este artículo apareció en la edición impresa del domingo, 07 de octubre de 2007.

Lo más visto en...

Top 50