Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

El Estado prestará hasta 22.600 euros a licenciados para estudiar un máster

Los alumnos con rentas bajas recibirán 500 euros extra al mes para poder cursar un Erasmus

El próximo 1 de septiembre, los licenciados españoles podrán pedir, por primera vez, un préstamo al Estado para sufragar sus estudios de máster. El importe máximo será de 22.600 euros y el beneficiario empezará a devolverlo, sin intereses, cuando alcance unos ingresos anuales de 22.000 euros. Educación prevé conceder en el próximo curso al menos 6.000 préstamos. El paquete de ayudas educativas que aprobó ayer el Consejo de Ministros también incluye el aumento de la cuantía de las becas Erasmus en 500 euros para los universitarios con rentas bajas que quieran estudiar un año en otro país de la UE.

El Estado no concede ningún otro préstamo personal de estas características: sin intereses, ni comisiones ni gastos de cancelación. El licenciado que acabe de terminar la carrera o lo haya hecho en los últimos cinco años podrá pedir hasta 6.000 euros iniciales y 800 al mes durante 21 meses para pagar la matrícula de un máster de especialización (nuevo posgrado adaptado al esquema común europeo) y subsistir durante los dos años de estudio. Los másteres oficiales que se han empezado a impartir este año cuestan entre 1.400 y 1.600 euros al año, precios que, según se han quejado varias asociaciones de estudiantes, dejan fuera a los alumnos con menos medios económicos. Además, si el Gobierno hace caso de las demandas de las universidades, el coste de esas matrículas seguirá subiendo.

Este tipo de préstamos para licenciados, que ya propuso el Informe Universidad 2000, publicado aquel año por el que fue presidente de los rectores europeos, el catalán Josep Maria Bricall, existe en muchos otros países. En numerosos casos, el estudiante tiene que empezar a pagar en el momento que encuentra trabajo. Sin embargo, la propuesta española es que el beneficiario no tendrá que devolver el dinero hasta que no alcance unos ingresos mínimos anuales de 22.000 euros (cantidad en la comienza la obligatoriedad de hacer la declaración de la renta y que triplica el salario mínimo interprofesional). A partir de ese momento, lo devolverá en ocho años, pero si en ese periodo su renta desciende de nuevo por debajo la cantidad marcada, no tendrá que seguir pagando hasta que no vuelva a alcanzarla. Si 15 años después de terminado el máster no ha podido saldar la deuda, ésta quedará extinguida.

El presupuesto aprobado ayer para este año es de 50 millones de euros. Con ellos calculan que podrán empezar a pagar los préstamos a unos 6.000 licenciados universitarios en el curso 2006-2007. "Nuestra intención es atender todas las solicitudes que lleguen y si el número sobrepasara esas 6.000 haremos todos los esfuerzos para que nadie se quede sin préstamo", aseguró ayer secretario general del Consejo de Coordinación Universitaria, Félix García Lausín.

El Gobierno también anunció ayer que los alumnos que reciban una beca Erasmus

(para estancias en otras universidades europeas), siendo además beneficiarios de alguna otra ayuda del ministerio (con lo que se les supone unos ingresos personales o familiares bajos), podrán recibir el curso que viene hasta 500 euros extra al mes.

22.813 Erasmus

La cantidad media que recibieron el curso pasado los 22.813 Erasmus españoles fue de 236 euros al mes: 100 de los fondos de la Unión Europea, 31 del ministerio y 103 de comunidades autónomas, las propias universidades o entidades de crédito.

Este curso, la aportación del ministerio se triplica para ponerse al nivel de la UE y alcanza los 100 euros. El presupuesto total para estas becas es de 52 millones de euros. La cantidad media rondaría entonces los 300 euros mensuales. Sin embargo, también tendrá que esperar al curso que viene la solución al otro gran problema de estas ayudas, el hecho de que se cobran después de la estancia en el extranjero. En 2007-2008, el ministerio se ha comprometido a desembolsar la ayuda antes.

De esta manera, con el aumento de las cuantías y las asignaciones especiales, los alumnos con bajos recursos (hay unos 350.000 universitarios becados) podrán contar en el momento de su viaje con unos 800 euros mensuales de beca. A pesar de las cuantías que había hasta ahora, España es el tercer país que alumnos Erasmus envía al extranjero.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Sábado, 10 de marzo de 2007