Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Los arroceros, contentos de que las ayudas sigan regionalizadas

El sector arrocero valenciano acaba de recibir una buena noticia. El Ministerio de Agricultura publicó el viernes en el BOE (Boletín Oficial del Estado) su decisión de renovar para la próxima campaña 2005-2006 la regionalización de las ayudas por superficie del arroz, según valoró la Asociación Valenciana de Agricultores (AVA) en un comunicado. Una decisión largamente reivindicada, que se tomó por primera vez para esta campaña (2004/2005) y que en la práctica elimina la reducción de ayudas que autonomías como la valenciana sufrían cada año por el aumento del cultivo de arroz en otros puntos de España.

Esta situación obedecía a que desde Bruselas se asigna una superficie máxima de cultivo para cada país, a partir de la cual se penaliza al Estado miembro con una reducción de ayudas. En el caso valenciano, y debido al aumento productivo en otras zonas de España, la penalización de Bruselas le hizo perder entre 1997 y el año 2002 ayudas que rondaron los 5,4 millones de euros, según datos barajados en su momento por la Consejería de Agricultura.

La noticia fue muy bien recibida por la AVA, que valoró el viernes la decisión del Ministerio de Agricultura. La organización agraria explicó que la decisión de Agricultura vuelve a fijar para la Comunidad Valenciana una ayuda de 14.350 hectáreas a pesar de que "tradicionalmente se cultiven unas 15.000 hectáreas" y valoró la firmeza de la Consejería de Agricultura. AVA destacó que la ministra del ramo, Elena Espinosa, "ha respetado las reivindicaciones de los arroceros valencianos" y volvió a criticar el agravio comparativo que para éstos ha supuesto durante muchos años sufrir penalizaciones por "los excesos de otras comunidades autónomas".

Malos precios

La organización agraria, en cualquier caso, aprovechó el viernes para criticar "la penosa situación que está atravesando el sector" por los malos precios de la actual campaña arrocera. Precios que han oscilado entre 0,20 euros por kilo y 0,22 euros por kilo de arroz, lo que supone alrededor de 0,09 euros por kilo menos que el año anterior "sin ninguna justificación por la inexistencia de stoks y el mantenimiento del precio del arroz".

AVA también recordó en el comunicado que emitió el viernes que en la campaña 2004-2005, la primera en la que se aplicó la regionalización del cultivo del arroz desde la aprobación de la OCM (Organización Común de Mercado) del arroz en 1995, la Comunidad Valenciana "ha sufrido una pequeña penalización del 5%, consecuencia de un aumento en el número de peticiones de ayuda, que no en superficie cultivada". Tras la última reforma, añadió la organización, el precio de intervención (al que finalmente se ajusta el precio real del producto) se redujo a la mitad.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Domingo, 26 de diciembre de 2004